Información sobre vivienda y economía

La morosidad de la banca, en mínimos desde 2009: así ha evolucionado en las últimas décadas

La tasa de dudosos baja en septiembre hasta el 4,35%, el nivel más bajo en 12 años y medio

Autor: Redacción

La morosidad de los préstamos concedidos por la banca a empresas y particulares cayó en septiembre al 4,35%, lo que se traduce en el nivel más bajo de los últimos 12 años y medio, según los datos del Banco de España. Habría que remontarse a marzo de 2009 para ver una tasa de préstamos dudosos más baja que la actual. 

Tras el leve repunte experimentado en agosto, en el noveno mes del año la tendencia a la baja vuelve a imponerse, y sitúa el volumen total de préstamos dudosos en 52.815 millones de euros (frente a los 1,213 billones de créditos en circulación). 

Los niveles actuales marcan grandes distancias con los máximos de diciembre de 2013, uno de los momentos más críticos para la economía y el mercado de la vivienda tras la crisis económica y financiera, cuando los préstamos dudodos llegaron a suponer el 13,62% del total de créditos. En septiembre de 2020, en plena pandemia, la tasa se encontraba cerca del 4,6%.

El descenso de la morosidad en el mes de septiembre es consecuencia de una reducción del volumen total de créditos dudosos, al tiempo que el crédito total ha aumentado con respecto a agosto.

En concreto, el crédito total del sector aumentó un 0,33% en el mes de septiembre, hasta situarse en 1,28 billones de euros, un dato que sin embargo bajó un 0,69% con respecto al de un año antes.

Por su parte, los créditos dudosos cayeron un 1,36% en el mes de septiembre, hasta los 52.815 millones de euros, lo que además supone un descenso del 5,57% respecto a la cifra del mismo mes de 2020.

Las cifras incluyen el cambio metodológico en la clasificación de los Establecimientos Financieros de Crédito (EFC), que desde enero de 2014 dejaron de ser considerados dentro de la categoría de entidades de crédito. Sin incluir el cambio, la morosidad se situaría en el 4,461%, puesto que el saldo de crédito fue de 1,18 billones de euros en agosto, al excluirse el crédito de los EFC.

Los datos desglosados por tipo de entidad reflejan que también disminuyó la ratio de dudosos del conjunto de entidades de depósito (bancos, cajas y cooperativas), que pasó del 4,37% en agosto al 4,29% en septiembre.

Por otro lado, las provisiones de las entidades financieras se situaron en 38.962 millones de euros en septiembre, lo que supone un descenso del 0,41% respecto al mes anterior.