Información sobre vivienda y economía

En un mundo de hombres, esta mujer se convirtió en una de las mayores promotoras del mundo

Leeza Soho/Zaha Hadid Architecture
Leeza Soho/Zaha Hadid Architecture
Autor: Redacción

El destino de Zhang Xin era convertirse en una campesina, un trabajo idílico en la China de la Revolución Cultural de Mao en la que nació. Pero China, evolucionó por otros derroteros y hoy Xin se ha labrado una carrera como una prospera promotora inmobiliaria, con una fortuna que supera los 3.000 millones de dólares (2.500 millones de euros), y la responsable de la modernización de un Pekín en transformación constante.

Mark Leong
Mark Leong

Xin, junto con su marido Pan Shiyi, es la responsable de la promotora inmobiliaria SOHO, que ha cambiado el paisaje urbano de Pekín con zonas comerciales modernas, centros de oficinas al más puro estilo tokiota o londinense o complejos de apartamentos de lujo. Esta mujer de 52 años es la única cuya fortuna y relevancia está a la par con la de otros magnates inmobiliarios, todos ellos hombres que copan las listas de Forbes.

“En la China de Mao solo había un color: el gris”, explicaba recientemente Xin en entrevistsa con CNBC.  El brazo ejecutor de SOHO, educada en la Universidad de Cambridge (Reino Unido), ha cambiado esa visión uniforme por un Pekín moderno, colorido, con muestras de la mejor arquitectura mundial, pero que también ha motivado críticas estar desplazando barrios populares, como los tradicionales 'hutongs'.

El Galaxy Soho, un complejo comercial diseñado por el estudio de la fallecida arquitecta iraní Zaha Hadid, es un ejemplo del fuerte avance inmobiliario chino. La elegante y premiada mole aerodinámica blanca se ha erigido en una zona en rápido cambio en Pekín.

Soho
Soho
Hufton+Crown
Hufton+Crown

Pese a las complejidades siempre asociadas al crecimiento urbanístico,  Xin se ha desmarcado como uno de los exponentes más importantes de una China que quiere mostrarse al mundo tecnológicamente avanzada y mirando al futuro.

SOHO fue fundada en 1995 y sufrió varios problemas de financiación hasta que en 2007 salió a bolsa y comenzó construir nuevas promociones en Pekín y Shanghai de la mano de los mejores arquitectos del mundo. SOHO capitalizó la fuerte demanda por espacio de oficinas y comercial con un modelo que promovía el alquiler frente a la compra. Eso hizo que la compañía se beneficiase de un estable flujo de liquidez, que les ha servido para mantener una expansión constante.

Ahora Xin se han embarcado en un nuevo proyecto con el estudio de Zaha Hadid, el Leeza Soho, un rascacielos futurista llamado a convertirse en una marca de la nueva China y que le ha granjeado el nombre de “la mujer que construyó Pekín”.