Información sobre vivienda y economía

La primera mansión-barco ya es una realidad

La casa-yate parada en Miami / Arkup
La casa-yate parada en Miami / Arkup
Autor: Redacción

¿Te apasiona el mar? ¿Tienes dinero, mucho dinero? Entonces estás de suerte, por que Livable Yacht ya es una realidad. ¿Qué que es? Agárrate que vienen curvas… o, mejor dicho, olas. La explicación que más se acerca a la realidad es una casa que está a caballo entre un yate y una vivienda.

Estos barcos son auténticas mansiones flotantes de 250 m2 de superficie cubierta - 450 metros cuadrados de superficie total - y cuya resistencia se puede equiparar a la mayoría de casas terrestres.

Vistas a tu gusto / Arkup
Vistas a tu gusto / Arkup

Además, las casas están equipadas con un sistema hidráulico de elevación automática para no verse afectadas por las inundaciones y evitar que los inquilinos se mareen.

Nicolás Derouin, cofundador y director general de Arkup explica que "toda la energía necesaria para la casa y para la propulsión es generada por paneles solares de 36 kW. En el casco están ubicadas unas baterías de 2,5 toneladas capaces de almacenar hasta 180 kWh. Gracias a esto, no se emplea ni gasolina ni diésel, lo que se traduce en ninguna emisión".

Aunque parezca propio de la ciencia ficción, estos yates ya son una realidad, aunque no son aptos para todos los bolsillos. El precio, para el modelo más básico parte de los 3 millones de dólares y llega hasta los 5 en los más exclusivos.