Información sobre vivienda y economía

El impresionante rascacielos que ocupará la parcela de los 3.000 millones de dólares en Hong Kong

En 2017, la inmobiliaria Henderson Land compró el terreno más caro pagado en el mundo

Arqui9, MIR, Cosmocube, PixelFlakes, ZHA
Arqui9, MIR, Cosmocube, PixelFlakes, ZHA
Autor: Redacción

El estudio de Zaha Hadid acaba de presentar el diseño del rascacielos de 36 plantas y 190 metros de altura que se construirá en el corazón del distrito comercial de Hong Kong en la ya famosa parcela de Murray Road. Famosa porque el promotor y desarrollador de la obra, la inmobiliaria Henderson Land pagó la friolera de 3.000 millones de dólares en 2017 por los 2.880 m2 de terreno donde se encontraba un aparcamiento.

Ahora tendrá un edificio acorde al dineral que se ha pagado por la parcela. El rascacielos de Zaha Hadid Architects tendrá una fachada de vidrio, compuesta por cuatro capas de doble laminado y doble curvatura, garantizan el aislamiento térmico del edificio, reduciendo la necesidad de energía para enfriar los interiores.

En su diseño aparecen varios segmentos curvos que se elevan para formar un par de balcones al aire libre que contarán con árboles y jardines. “La forma del edificio se basó en la forma de un capullo de la planta Bauhinia, una especie de orquídea, la flor en el centro de la bandera de la ciudad”, afirman desde el estudio británico.

El edificio conectará con la red de pasarelas peatonales elevadas que existen en la ciudad, con una serie de patios y jardines colocados debajo del edificio.

El rascacielos se construirá con una estructura de acero de alta resistencia, ha sido diseñado para lograr una calificación de sostenibilidad de LEED Platinum y la calificación más alta de 3 estrellas en el Programa de calificación de edificios ecológicos de China.

El sistema de gestión del edificio será inteligente y ofrecerá una experiencia sin contacto. En efecto, "utilizando un teléfono celular, una tarjeta inteligente o un reconocimiento biométrico, los ocupantes pueden ingresar al edificio, pasar por seguridad, llamar a los ascensores y acceder a las áreas que deseen", concretan los diseñadores.