Información sobre vivienda y economía

¿España, Hong Kong o EEUU? Las grandes marcas prefieren nuestro país para abrir una tienda

Autor: Redacción

El último estudio de la consultora inmobiliaria CBRE sitúa a España como el quinto país del mundo con mayor atractivo para los grandes distribuidores mundiales. Un 23% de ellos quiere abrir al menos una tienda en nuestro país a lo largo de este año. Solo Alemania, Reino Unido, Francia y China están por delante nuestro en el ranking.

Según las estadísticas de CBRE, cuatro de cada diez retailers internacionales están pensando en abril una tienda en territorio germano, mientras que uno de cada tres prevé hacerlo en el mercado británico y tres de cada diez, en el francés.

El siguiente país más atractivo a ojos de las grandes marcas mundiales es China, que capta el interés de hasta un 28% de los encuestados. Justo después se sitúa España, con un 23%, que se convierte en el cuarto mercado europeo más interesante y en el quinto a escala global.

Como explica Ion Saralegui, director de High Street de CBRE España, el mercado doméstico siempre ha llamado la atención de las grandes marcas de distribución y ahora, con una recuperación económica cada vez más asentada, “muchos retailers que nunca se habían planteado entrar en él ahora están interesados en hacerlo".

Esa quinta posición en el ranking nos permite situarnos por delante de Hong Kong (22%), Italia, Países Bajos o Estados Unidos (21%) y duplicar el resultado que han obtenido, por ejemplo, Singapur (11%), México (9%), Rusia (9%), Arabia Saudí (8%), Dinamarca (8%) o Irlanda (6%).

Quiénes son los más activos y qué buscan

La sexta edición del informe ‘How active are retailers globally?’ También revela que los distribuidores más activos son de nacionalidad alemana, británica y estadounidense, que concentran el 48% del total. En un segundo escalón, se encuentran los retailers italianos, con una representación del 11%.   

¿Y qué razones les lleva a querer expandir su negocio con la apertura de nuevas tiendas? Según CBRE, los retailers se están viendo obligados crear una potente red de establecimientos para responder mejor a las demandas de los nuevos consumidores y reforzar la imagen de sus respectivas marcas en un entorno global cada vez más competitivo.

Con esta estrategia en mente, los grandes distribuidores vinculados al mundo del lujo y la restauración están centrando su mirada en la región de Asia-Pacífico (un 85% quiere abrir al menos una tienda en esa parte del mundo), mientras que los que se dedican a la moda de rango medio prefieren apostar por Europa, África y Oriente Medio (EMEA).

En esta zona, tres de cada cuatro encuestados prevén estrenar como mínimo un establecimiento durante los próximos meses, al tiempo que uno de cada cinco pretende abrir entre uno y cinco.