Información sobre vivienda y economía

La Torre BBVA de Madrid busca ya nuevos inquilinos

Autor: Redacción

El cambio de sede de BBVA del Paseo de la Castellana a las nuevas oficinas en Las Tablas permitirá un lavado de cara parcial a uno de los edificios financieros más carismáticos de Madrid. La inmobiliaria GMP, dueña del edificio, busca ya nuevos inquilinos para el espacio que se va a quedar libre. La mitad del edificio seguirá ocupándola la entidad española.

El distrito comercial de Azca tendrá nuevos vecinos en los próximos meses tras la mudanza de casi toda la sede central de BBVA de la torre situada en el número 81 del Paseo de la Castellana a la nueva ciudad financiera de Las Tablas. La entidad mantendrá la zona noble con los despachos de los altos directivos pero deja gran parte de su edifico emblema durante los últimos 30 años.

La inmobiliaria GMP, dueña del edificio, dispondrá de 24.000 m2 libres tras el traslado, aunque el edificio de 30 plantas y más de 100 metros de altura cuenta con un total de 49.701 m2. Los dueños realizarán una remodelación en las primeras plantas para destinarlas a zona comercial para comenzar a arrendar a principios de 2016.

El acuerdo entre BBVA y GMP, que se cerró en 2007, reflejaba que se mantendría el rótulo del banco en lo alto del edificio hasta el 2027. "BBVA no dejará libre el edificio en su totalidad, sino que seguirá ocupando una parte representativa del mismo. Con ello, se mantendrá la presencia de su identidad corporativa”, afirma una portavoz de GMP.

La nueva sede del BBVA está compuesta por La Vela, una torre de 93 metros de altura y 19 plantas, bautizada así por los empleados del grupo, y siete edificios horizontales, de tres niveles de altura. Un complejo de 114.000 m2 que se organiza alrededor de una gran plaza central de 100 metros de diámetro.