Información sobre vivienda y economía

7 pasos para una comunicación efectiva a la hora de vender casas

cómo mejorar la comunicación
Gtres
Autor: Redacción

En Estados Unidos se utiliza cada vez más la técnica del coaching destinado a agentes inmobiliarios con el fin de aumentar las ventas, mejorar la relación con los clientes y motivar a los agentes. En España ya hay algunas compañías, como Coaching&You, que enseñan a transmitir una comunicación efectiva y de alto impacto. Algunos de los pasos clave para mejorar la comunicación de cara a impulsar las ventas de inmuebles de una inmobiliaria son comunicar de manera simple, evitar abreviaturas o acrónimos e ir al grano. 

Aunque estos pasos pueden parecer a primera vista fáciles de cumplir, una vez que intentas llevarlos a cabo no es tan sencillo como parecía. Jeff Stibel, presidente y CEO de Dun & Bradstreet Credibility, recomienda los 7 siguientes pasos para mejorar la capacidad de comunicación, con el fin de mejorar las ventas de una empresa:

1.- comunicar de manera sencilla: ¿Cómo describirías la economía, por ejemplo? La mayoría de los expertos tienen respuestas complejas plagadas de jerga técnica pero esto hay que evitarlo. Hay que intentar traducir a un lenguaje llano los tecnicismos que se quieran emplear a la hora de vender algún producto inmobiliario, sobre todo si el público no está familiarizado.

2.- Elimina la jerga técnica: tan malo es leer tecnicismos, como escucharlos en una conversación o durante conferencias. Hay que evitar el uso de palabras ambiguas y emplear palabras concretas.

3.- Sé conciso pero tampoco demasiado: tanto a la hora de escribir, como a la hora de hablar hay que intentar ir al grano y ser conciso. Si no, el cliente, ya sea un potencial comprador o un potencial inquilino, desconecta o se queda atrapado intentando descifrar lo que se ha escrito o se ha dicho.

4.- Evita las abreviaturas y los acrónimos: es algo que hay que erradicar prácticamente. Tampoco es bueno usar las marcas abreviadas de una determina empresa inmobiliaria porque sólo las conocerán los empleados y poco más.

5.- Reduce el uso de frases hechas: intenta inventar frases nuevas directas que sirvan de ejemplo a lo que quieres expresar.

6.- Sé concreto: en general las personas no valoran las conversaciones abstractas. La frase de que “una imagen vale más que 1.000 palabras” refleja este punto porque una imagen es más concreta por definición.

7.- Sé específico y logra que todo el mundo entienda lo que quieres decir: si tienes una conversación, tienes una reunión, pronuncias un discurso o escribes un email, comunica con un tono de voz específico. Intenta hablar a alguien específico incluso cuando la sala esté llena de gente, o escribe también a alguien específico. Para esto es muy bueno ensayar el discurso o lo escrito ante un familiar muy cercano. Por ejemplo, si estás preparando un discurso, dítelo a ti mismo y luego a tantas personas como sea posible antes del día del discurso. Si éstas lo entienden, entonces estás preparado.

El mundo inmobiliario no es fácil porque está muy relacionado con la economía pero nada es imposible.

“La forma en que las personas se comunican puede marcar una gran diferencia a la hora de enfrentarse ante un cliente importante o dirigir un equipo”, comenta Miriam Sancho, socia fundadora y directora académica de Coaching&YOU.  

Un último consejo: escribe como hablas, habla como escribes.