Información sobre vivienda y economía

Una reforma alegre y divertida de una granja en ruinas en Francia

Michel Bonvin/Collectif Encore
Michel Bonvin/Collectif Encore
Autor: Redacción

Una vieja granja en ruinas al suroeste de Francia se ha reformado recientemente como una casa de campo perfecta para pasar los momentos actuales de confinamiento y aislamiento social. Un lugar para divertirse, leer o mirar las estrellas, y hasta darse un baño al aire libre, sin tener que salir de casa.

El estudio de arquitectura galo Collectif Encore ha transformado una antigua granja en un espacio lleno de espacios al aire libre y rincones intrincados. Como los patios de luz de la casa, que se han aprovechado para tender redes donde poder tirarse como en una hamaca a descansar, leer o contemplar el cielo abierto sobre las cabezas. O como una de las zonas derruidas donde se renovó la planta interior y superior, pero se mantuvo sin el techo y se han montado literalmente un baño al aire libre.

En el diseño del edificio, tuvieron en cuenta criterios de aislamiento térmico para conseguir calentar la casa en invierno y mantenerla fresca en verano. La finca inicial de más de 700 m2 se ha quedado en más de 220, ya que se contaba con un presupuesto limitado. El 50% del espacio se ha conseguido mantener al aire libre.