Información sobre vivienda y economía

Los api de Andalucía piden regular su actividad para evitar “los errores del pasado”

Autor: Redacción

El consejo andaluz de colegios oficiales de agentes de la propiedad inmobiliaria ha reclamado a la junta de Andalucía que se regule la actividad de estos profesionales con el objetivo de evitar los “errores del pasado”. En concreto, ha solicitado la creación de una norma en la que se establezcan los requisitos de capacitación, localización y solvencia de los profesionales de este sector

Al mismo tiempo, han reclamado que exista un registro administrativo de agentes inmobiliarios de Andalucía, “con previa capacitación y cualificación profesional”

Según la nota de prensa remitida por el organismo, esa nueva regulación de la mediación inmobiliaria exigirá a los agentes que sean “profesionales, acreditando requisitos de formación, capacitación y solvencia”. También se pretende con ella proteger a los consumidores que gozarán de mayor “transparencia, seguridad y garantía”

Los agentes inmobiliarios en España

Los api andaluces alegan en su escrito que España es el único país de la ue que no tiene una normativa reguladora de intermediación inmobiliaria. “No se ofrece ni seguridad ni garantía precontractual a las partes de una compraventa o de un arrendamiento”, subrayan

El real decreto ley (rdl) 4/2000 y la posterior ley 10/2003 de liberalización del sector inmobiliario permitió que cualquier persona física o jurídica sin necesidad de estar en posesión de título alguno, ni de pertenencia a ningún colegio oficial, ni estar inscrito en registro de ningún tipo, pudiera intervenir como mediador en las compraventas y arrendamientos de inmuebles

En su opinión, esta “liberalización” provocó un efecto llamada de “supuesto dinero fácil” y la llegada al sector de multitud de personas; “unas abriendo establecimientos inmobiliarios y otras actuando de forma oculta y sibilina en la calle. Todos ellos sin control administrativo de formación y capacitación”, recalcan los api

Así, explican que sólo Cataluña regula la actividad a través de su ley 18/2007  de derecho a la vivienda y decreto 12/2010 por el que se fijan los requisitos para ejercer como agente inmobiliario y con el que se creó un registro de agentes inmobiliarios de Cataluña

Por todo ello consideran que, ante los primeros indicios de cambio de ciclo en el sector, es “urgente” afrontar un proyecto normativo como el catalán en Andalucía. “Ya se observa que vuelven a actual corredores e intermediarios de todo tipo, sin establecimiento, fiscalidad, ni garantías para los consumidores. Hay que superar los errores del pasado”, sentencian