Información sobre vivienda y economía

Reyal urbis confía en salir del concurso pero el auditor lo pone en duda

Autor: @efonseca

Reyal urbis trabaja en estos momentos en la elaboración de un plan de viabilidad sobre la base de que conseguirá superar el concurso de acreedores en el que lleva inmersa desde febrero de 2013. Una perspectiva que no comparte su auditor que duda en un informe sobre la capacidad de la inmobiliaria para continuar sus operaciones

Las nubes se ciernen sobre el futuro de reyal urbis. La firma que preside Rafael santamaría ha incrementado sus pérdidas un 34% durante el primer trimestre de este año hasta los 435 millones de euros. No obstante, la venta de viviendas creció en dicho periodo un 8% hasta los 12 millones de euros y entregó 70 unidades. También vendió terrenos por importe de 23 millones

Los ingresos por alquileres alcanzaron los 4 millones de euros, a los que hay que añadir los 11 millones obtenidos por su actividad hotelera, que son un 30% inferiores a las registradas en el mismo periodo de 2013. Por otro lado, sus gastos financieros aumentaron hasta los 55 millones de euros

Además, como consecuencia  de que prácticamente la totalidad de la financiación bancaria es pasivo exigible, reyal urbis presentaba en los seis primeros meses del presente ejercicio un fondo de maniobra negativo de 3.060 millones

La cara y la cruz sobre su viabilidad

Tal y como explica la inmobiliaria en sus resultados la primera mitad de 2014 ha estado “marcada, un año más, por la crisis económica y su concurso de acreedores”. Sin embargo, el equipo directivo de reyal urbis trabaja en un plan de viabilidad sustentando en que la compañía superará el concurso de acreedores, lo que a su juicio “permitirá reforzar su capacidad para hacer frente a sus compromisos financieros”

Un optimismo desbordante que se enfría a leer la opinión de su auditor. Deloitte considera que existe una “incertidumbre significativa” sobre la capacidad del grupo para continuar con sus operaciones; para realizar activos y para hacer frente a sus pasivos. Y añade que todo ello dependerá del “éxito” de su plan de viabilidad futuro, de la resolución de su situación concursal, de la evolución del mercado inmobiliario y de las consecuencias que ésta tenga sobre el valor de sus activos

Sobre este aspecto, deloitte matiza que los cálculos realizados por expertos independientes al 30 de junio de 2014 sobre el valor de mercado de los activos de reyal urbis están basados en “estimaciones sobre flujos de cajas futuros, rentabilidades esperadas y otras variables”

Al mismo tiempo, estima que reyal urbis podría verse forzada vender sus activos con pérdidas. “Considerando las desviaciones pasadas de los precios de ventas de los activos inmobiliarios del grupo; la evolución en general de las valoraciones de activos inmobiliarios en los últimos meses y la actual situación concursal (…) podrían ponerse de manifiesto minusvalías adicionales en el valor de realización de los activos inmobiliarios del grupo no registradas en los estados financieros intermedios adjuntos, que no son susceptibles de cuantificación objetiva”

Precisamente, la socimi lar España anunció ayer la compra de un edificio de oficinas a reyal urbis en Madrid (avenida cardenal Marcelo spínola 42) por 19 millones de euros

Por último, el auditor advierte de que los estados financieros intermedios de la compañía no incluyen toda la información “que requerirían unos estados financieros consolidados completos preparados de acuerdo con las normas internacionales de información financiera” de la unión europea por lo que “los estados financieros intermedios adjuntos deberán ser leídos juntos con las cuentas anuales consolidadas del grupo correspondientes al ejercicio terminado el 31 de diciembre de 2013”