Información sobre vivienda y economía

Así se creó y se desmanteló el barrio más peligroso de Colombia: ‘el Bronx’ de Bogotá

Gtres
Gtres
Autor: Carlos Daniel Salas (colaborador de idealista news)

Prostitución, tráfico de armas, indigentes, drogadicción, secuestro exprés, menores obligados y forzados a mantener relaciones sexuales, descuartizamientos, salas de tortura, ollas para refinar la droga, excremento y podredumbre, ricos vendiendo su oro por un ‘basuco’ (droga)… Así era el Bronx, el mayor mercado de droga de Sudamérica y uno de los puntos más peligrosos del mundo.

Se encontraba en el centro de Bogotá, apenas a medio kilómetro de la Casa Presidencial y del Palacio de Justicia de Colombia. Eran dos calles conectadas en forma de L, tomadas desde hace décadas por los delincuentes y los adictos.  

¿Cómo pudo llegar a crear el hampa una república independiente de la droga tan solo a unas calles del patio de los poderosos en Colombia? El Bronx fue antaño un distrito de gente pudiente en la capital cafetera. Ricos y nobles colmaban a inicios de siglo XX el barrio conocido como Santa Inés, nombre que adoptó por la parroquia que se erigió en este lugar.

Cualquier persona de clase media alta o extranjero adinerado soñaba con poseer una mansión en Santa Inés y tener como vecino al presidente y a los senadores del país. Todo cambió con el famoso ‘Bogotazo’ de 1949.

Gtres
Gtres

El pueblo entero tomó las calles de la capital, encolerizado por la muerte de su líder más popular: Jorge Eliécer Gaitán. El centro de Bogotá ardió en llamas en la noche más trágica que se recuerda. Al día siguiente solo quedaron ceniza y cascotes. Los residentes del barrio de Santa Ana se trasladaron a lugares más seguros, al norte de la ciudad. Las pocas casas abandonadas que se sostuvieron de pie fueron tomadas por bandas de criminales y por indigentes.   

A la degradación del barrio contribuyó la demolición de la iglesia en 1957 por orden del entonces alcalde Mazuera. Fue el nacimiento del barrio del ‘Cartucho’, el precursor del Bronx.

Durante décadas este barrio se convirtió en el refugio de cualquier delincuente del país. Su cercanía con la estación de autobuses lo convertía en el perfecto lugar de bienvenida de todos los criminales. Una de sus plazas más emblemáticas, que siglos atrás era conocida como uno de los mayores bazares de comercio de Sudamérica, San Victorino, pasó a ser el centro neurálgico de los negocios ilegales. Ni la policía ni el ejército eran bienvenidos aquí.

Gtres
Gtres

Una historia tétrica

En esta zona convivieron desde los 60 hasta los 90, indigentes, niños, empresarios, universitarios… Personas enganchadas a la droga, y malditos desde el primer día en que pisaron este barrio. Condenados de por vida.

En 1998, un estudio de la OMS catalogó esta zona como una las más peligrosas de la ciudad. El alcalde de entonces Enrique Peñalosa ordenó rehabilitar el lugar. Hasta 10.000 ciudadanos tuvieron que ser reubicados, la mayoría de ellos forzosamente, en un operativo que limpió prácticamente la zona.

Cuando los policías irrumpieron en el Cartucho, se encontraron con las peores imágenes: cientos de cadáveres apilados entre el lodo y la basura, y hasta un policía enterrado con casco y moto incluidas.

La operación de Peñalosa fue un éxito y consiguió recuperar el 95% de la zona. Solo un pequeño grupo regresó unos años más tarde, por la displicencia de las autoridades. Se agruparon en la reconocida ‘L’ del Bronx: eran 2.000 personas, entre indigentes y delincuentes.

Gtres
Gtres

El fin del Bronx

La policía había intentado acabar con este reducto, pero los delincuentes siempre recibían un aviso de última hora antes del operativo y escapaban. Sin embargo, hace un par de meses la policía logró infiltrar a una de sus agentes. Otros agentes vigilaban la entrada al Bronx y por fin, se dio la orden. Más de 2.500 efectivos entre policías y militares entraron en camiones blindados.

Las fuerzas del orden encontraron lo peor: cerca de 150 niños y adolescentes drogados o prostituidos y que ahora están en el Instituto de Bienestar familiar. Más de 500 indigentes, que han sido reconducidos a centros de rehabilitación. Se incautaron decenas de armas. Más de mil dosis estupefacientes. Cientos de millones en pesos colombianos. Y apresaron a tres dirigentes de las bandas criminales. Es el balance del operativo realizado por los agentes de Colombia.

Una operación que necesitó de casi veinte camiones para desalojar la basura que dejaron acumulada los habitantes el lugar. Los bogotanos temen que la mayoría de los indigentes se repartan por distintos sectores de la ciudad, como se está percibiendo ya estos días.

Gtres
Gtres

Un futuro distinto

Pero el alcalde Peñalosa, que fue elegido de nuevo hace pocos meses, no quiere que se repita el mismo error que hace años. “Vamos a demoler todo el Bronx y a hacer ahí todo un desarrollo comercial”, fueron las palabras de Peñalosa el pasado martes en referencia al Bronx.

"El metro que estamos haciendo con el Gobierno y Planeación Nacional pasa a dos cuadras del Bronx. Ese sector forma parte de los planes de renovación urbana del metro", confirmó.

En los próximos meses se realizarán operaciones en diversos sectores cercanos para arrinconar aún más a los dirigentes del hampa y sobre todo para no permitir nunca más su regreso. “Nos anticiparemos a los potenciales lugares de llegada de redes de narcotráfico, es una de nuestras prioridades”, señaló el secretario de Seguridad de Bogotá, Daniel Mejía.

Gtres
Gtres