Información sobre vivienda y economía

El dilema de rato y las oficinas de caja Madrid

Autor: Redacción

A pocas semanas para que caja Madrid pudiera ocupar sus nuevas oficinas en el complejo de las cuatro torres, su presidente Rodrigo rato se enfrenta a un dilema. Hacer la mudanza tiene unos elevados costes y el riesgo de dejar vacía su actual sede. Si decidieran no cambiar de sede podrían vender la torre, lo que le daría unas minusvalías abultadas, o sacarla en alquiler, lo que hundiría el precio de las oficinas en Madrid

A falta de una fecha definitiva para el traslado, caja Madrid se prepara para cambiar la ubicación de su sede a una de las cuatro torres que compró a repsol en 2007 por 815 millones de euros. Su presidente, Rodrigo rato, se ha planteado no hacerlo, pero de las opciones disponibles no hay ninguna demasiado favorable: la mudanza costará a la caja unos 15 millones de euros y obligará a buscar interesados en ocupar su actual sede en las torres kio de Madrid

En caso de decidirse por mantener su ubicación y vender el nuevo edificio, las pérdidas serían cuantiosas, hasta un 50% de su coste original, dada la actual coyuntura del sector