Información sobre vivienda y economía

Recomendaciones para alquilar un piso a estudiantes

alquilar el piso a estudiantes da mayor rentabilidad
Autor: Redacción

El alquiler de un piso a estudiantes permite a los propietarios sacar mayor rentabilidad a sus viviendas que si las arrendase a una sola familia. Sin embargo, esta opción entraña riesgos asociados, por ejemplo, a fiestas ruidosas que pueden mermar la convivencia con el resto de vecinos, daños en la vivienda, etc

1.  Firmar un contrato de forma que el alquiler sea totalmente legal. En la actualidad, se puede realizar un contrato de forma privada, pactando antes las condiciones, o sumarse a un programa de alquiler, disponible en la mayoría de las comunidades autónomas y que incrementa las opciones de seguridad y protección, tanto para el casero como para el inquilino

2.  Solicitar como garantía la nómina o ingresos de sus progenitores, que se presupone que serán los pagadores. Lo más fiable cuando se firma un contrato de alquiler de forma privada es solicitar una declaración de la renta de los padres del estudiante para valorar su poder adquisitivo

3.  En la formalización del contrato de alquiler de vivienda es obligatorio que el inquilino haga entrega de una fianza equivalente a una mensualidad. El propietario deberá depositar la fianza en el instituto de la vivienda o registro de la comunidad autónoma correspondiente. El arrendatario, por su parte, deberá abonar el impuesto sobre transmisiones patrimoniales (itp)

4.  Para evitar problemas con los vecinos, se recomienda incluir una cláusula en el contrato de alquiler en la que se exponga que será deber de todos los inquilinos acatar y respetar las normas de convivencia de la comunidad de vecinos. Con este tipo de cláusulas, el propietario derivará toda la responsabilidad. Además, podría incluirse un nuevo requisito en el que se explicara que una actuación contraria y reiterada a las normas de convivencia de la comunidad de vecinos podría derivar en un desahucio forzoso

5.  Otra preocupación habitual que frena el alquiler a estudiantes es la posibilidad de que estos destrocen el inmueble. Para prevenir  este punto se aconseja suscribir un seguro de alquiler que cubra ante actos vandálicos