Información sobre vivienda y economía

Cómo vivir en tu casa mientras está a la venta

Autor: Redacción

Salvo excepciones, vender una vivienda en la actual coyuntura económica y del mercado inmobiliario suele ser un proceso largo. Si en 2003, en pleno frenesí del boom del ladrillo, una casa tardaba una media de sólo 14 días en venderse, hoy se ha multiplicado hasta por 33 el tiempo que tarda un vendedor en colocar su inmueble hasta superar ampliamente el año

Por esta razón a muchas familias no les queda más remedio que vivir en su hogar con las maletas a medio hacer mientras enseñan la vivienda a posibles compradores. Te damos algunos consejos de cómo encontrar el equilibrio perfecto para vivir en una casa con el cartel de ‘se vende’:

1.- es el momento de tirar cosas

Ya sabes que tus días entre esas cuatro paredes están contados, es el momento de empezar a empaquetar y tirar –o donar– todas aquellas cosas que no te acompañarán a tu nuevo hogar. Prescindir de todos estos objetos inútiles te permitirá tener más espacio para preparar la mudanza y acondicionar mejor la vivienda para que guste a quienes vayan a visitarla con intención de comprar

2.- alquila espacio de almacenamiento

Cada vez hay más empresas que ofrecen servicios de guardamuebles a precios muy competitivos. Aprovéchalo. Tener la casa invadida de cajas o muebles apilados contra la pared no suele seducir a los posibles compradores

3.- despeja cocina, baños y salón

Son los lugares donde pasarás la mayor parte de tu tiempo hasta que completes la mudanza, así que más te vale tenerlos ordenados y libres de cajas. Además, estas son las habitaciones en las que más se fijan los compradores. Tenerlas abarrotadas de cosas hace que parezcan más pequeñas y menos funcionales

4.- organízate

Mantén una agenda ordenada de cuándo vas a recibir visita. Intenta, en la medida de lo posible, que los encuentros con los interesados en comprar tu casa se ajusten a tus rutinas diarias para que tu vida familiar no sufra más de la cuenta

5.- no saques tu casa a la venta si no estás listo para marcharte

Mucha gente pone el cartel de ‘se vende’ para ver qué pasa o para comprobar si algún comprador paga lo que ellos piden. Puede suceder y esos significa una mudanza inmediata o perder la venta. Si no estás preparado para salir inmediatamente de tu antiguo hogar, el comprador se puede echar atrás. Él necesita la casa ahora y no cuando a ti te venga bien 

Ver más noticias de: 
MudanzasConsejos vender casa