Información sobre vivienda y economía

Estas espectaculares viviendas diseñadas por Rafael de La-Hoz en Andorra parecen brotar de la montaña

Rafael de La-Hoz
Rafael de La-Hoz
Autor: Redacción

Llega la promoción de viviendas más exclusivas de Andorra. Se llama Escala, está en Sant Miquel de Engolaster y su diseño está en manos del famoso estudio de arquitectura de Rafael de La-Hoz.

Según explica el estudio de arquitectura a idealista/news, la estructura permite un mínimo de siete viviendas y un máximo de 13, con una superficie que va desde los 287 m2 en el caso más pequeño y los 574 m2 en las viviendas de mayor tamaño, por lo que el número final lo determinará la demanda del mercado. Además, la promoción cuenta con una zona común de gimnasio y spa. Se trata, en definitiva, de un concepto residencial de vanguardia que no existe en Andorra y su entrega está prevista para 2021.

Con vistas a la montaña
Salón / Rafael de La-Hoz
Las viviendas más pequeñas tienen 250 m2
Salón / Rafael de La-Hoz
El precio es de 5.000 euros/m2
Cocina / Rafael de La-Hoz
Todo tiene un toque de lujo
Bañera / Rafael de La-Hoz

También hay un gimnasio para los residentes
Spa / Rafael de La-Hoz
Su seña de identidad es que las viviendas están proyectadas en la pendiente de una montaña y parece que brotan de ella. Al margen del atractivo, tienen la ventaja de que permite crear viviendas con amplias terrazas para disfrutar de las vistas. Así, la promoción se convierte en un mirador que domina uno de los valles más espectaculares de los Pirineos y en el que la naturaleza tiene todo el protagonismo. 

Un mirador a uno de los valles más bonitos de los Pirineos
Terraza / Rafael de La-Hoz
Todas las viviendas tienen terraza exterior
Terraza / Rafael de La-Hoz

Con un certificado energético A, las viviendas salen a la venta por un precio medio de 5.000 euros/m2, por lo que la más asequible de todas estará disponible por 1,4 millones de euros.

El diseño supone a la vez un reto en su construcción. Y es que la forma de las viviendas presenta una gran problemática con las comunicaciones verticales de los ascensores. Como respuesta, el estudio ha diseñado un ascensor inclinado que se desplaza sobre el perfil natural de la montaña.

Está inclinado, aprovechando la pendiente de la montaña
Ascensor / Rafael de La-Hoz

El proyecto está pensado para un perfil de cliente concreto: rentas altas del mercado internacional que principalmente buscan trasladar su residencia a Andorra en busca de una fiscalidad muy ventajosa, aunque también hay demanda de potenciales compradores que buscan una segunda residencia en una zona de esquí. De hecho, el interés por las viviendas singulares en esa zona está creciendo con fuerza. 

Y no es para menos: Andorra es la segunda plaza de esquí más importante de Europa, tiene un importante valor patrimonial según la UNESCO, cuenta con 270 días de sol al año y ofrece una fiscalidad favorable a particulares y empresas. Por ejemplo, el IVA es del 4,5%, el más bajo del Viejo Continente, mientras que las rentas inferiores a 24.000 euros están exentas en el IRPF. En el caso de las empresas, la tributación máxima sobre los beneficios es del 10%. Esa es, precisamente, su gran baza: poder mezclar un paraíso económico con uno natural. 

Las viviendas están encajadas en la montaña
Aspecto exterior / Rafael de La-Hoz
La promoción está rodeada de naturaleza
Exterior / Rafael de La-Hoz
Un paisaje de ensueño
Entorno / Rafael de La-Hoz