Información sobre vivienda y economía

Ideas de decoración: los mejores trucos para conseguir que tu dormitorio sea ‘de revista’

Autor:

Seguro que alguna vez te has preguntado por qué las camas que salen fotografiadas en las revistas tienen un aspecto de lo más confortable mientras que la tuya parece aburrida y sin gracia. Nuestros colaboradores de Houzz nos desvelan algunos trucos, secretos y consejos para que tu cama y dormitorio tengan un aspecto radiante.

Detrás de las imágenes que puedes encontrar en cualquier revista de decoración se encuentra la mano de un estilista. Pero ahora, tú también podrás ordenar tu dormitorio como si se tratase de uno ‘de revista’.

Portfolio

Elige tejidos naturales para el juego de cama. Especialmente aquellos realizados en lino y algodón, ya que proporcionarán naturalidad y estilo a tu dormitorio. No te preocupes por las arrugas de las sábanas o fundas nórdicas de lino: aportarán riqueza de texturas, si son naturales. En el caso de las piezas de algodón, plánchalas bien. Hazlo cuando la sábana esté aún algo húmeda: las arrugas del doblado desaparecerán mejor. Combina ambos tejidos en cojines y almohadones.

Apartment Gothic Quarter

¿Cómo hacer la cama perfecta? Opta por sábanas ajustables, para que la bajera se mantenga siempre en su lugar. A la hora de colocar la sábana superior, fíjate si se trata de una pieza ornamentada o no. Si lo es, el borde más trabajado o con un remate debe situarse siempre hacia la cabecera. Coloca el lado estampado hacia abajo, para apreciarlo cuando realices el doblez sobre la colcha o funda nórdica. Resulta más atractivo cuando el doblado es generoso, al menos de 40 ó 50 cm.

Piso Daniela Cavestany en Barcelona

Cojines decorativos. Equipa la cama con dos almohadas por cada persona y colócalas una encima de la otra. A continuación, pon los cojines decorativos y cuadrantes apoyados sobre éstas. Si quieres conseguir un look contemporáneo, crea cierta simétrica. En ambientes bohemios y naturales, coloca los cojines de manera aparentemente descuidada.

Ático Sant Cugat

Que no se vean las patas del somier. A no ser que cuentes con un canapé forrado o una base que incluya también el soporte del colchón, procura que no se vean utilizando un faldón a conjunto con el juego de cama. No necesitarás cambiarlo con la misma frecuencia que las sábanas, aunque vigila para que siempre luzca impoluto.

Portfolio

El tamaño de las sábanas, almohadones, funda nórdica, colchas o edredones también influye. Las piezas que se quedan cortas deslucen y provocan arrugas poco naturales; las demasiado grandes producen sensación de dejadez. Si tu colchón es de 150 x 200 cm, elige una sábana encimera de 240 x 280 cm, una funda nórdica de 240 x 260 cm y una colcha o edredón también de 240 x 260 cm. Si es de 180 cm de ancho, la sábana encimera debería ser de 270 x 280 cm, la funda nórdica de 260 x 270 cm y una colcha o edredón de 260 x 270 cm. En el caso de las bajeras, dependerá también de la altura del colchón.

Toscane

¿Por qué las camas de revista parecen tan confortables y mullidas? Porque siempre van vestidas con rellenos nórdicos para evitar que se marquen excesivamente las líneas rectas del colchón, consiguiendo una caída del juego de cama más serena. Es un recurso perfecto para sesiones fotográficas, aunque lógicamente en la vida real no siempre es aconsejable– en verano, resultaría imposible dormir con un relleno de este tipo. Para esos meses de calor, opta por un plaid a pie de cama. También puedes utilizar una funda protectora de colchón con algo de relleno, que difuminará líneas y ángulos muy marcados.

Antoni Maura

Evita que parezca un ente sin volumen. La cama preside el dormitorio como una gran superficie amplia y lisa. Para romper con la monotonía visual, los estilistas añaden plaids y mantas de distintas texturas que aportan ritmo y movimiento a la composición.

Intellectual Botanist Suite, Calgary

Cómo conseguir el look de una cama de hotel. Si preferirías que tu dormitorio se asemejara al aspecto impecable y pulcro que ofrecen los establecimientos hoteleros de prestigio, opta por el color blanco. Juega con estampados “blanco sobre blanco” en tejidos adamascados, o motivos bordados y texturas que aporten riqueza, sensación de frescura y limpieza. Adquiere sábanas de algodón egipcio, las más confortables, duraderas y lujosas.

Portfolio

No descuides las mesillas de noche. Son el toque maestro. Un recurso muy efectivo pasa por sustituir la clásica mesita por una pieza deslocalizada que cumpla con las mismas funciones: una silla, una escalera, un baúl o, incluso, un pequeño estante colgado con cuerdas al techo, a modo de columpio. Utiliza libros y revistas para aportar un toque más rico a la composición.

Portfolio

¿Una cama deshecha? Mejor, sólo en las revistas. Los estilistas utilizan este recurso para aportar sensación de naturalidad y realismo, para acercar más el espacio al lector. En una situación real, es preferible que la cama esté hecha, lo contrario produce una inevitable sensación de desorden.