Información sobre vivienda y economía

Una de cada tres empresas españolas cerrará el año con un aumento de ingresos superior al 7%

Autor: Redacción

La última encuesta que ha realizado la consultora Randstad deja entrever que el tejido empresarial poco a poco empieza a notar la reactivación económica. Sus cálculos apuntan a que hasta un 95% de las empresas espera aumentar su facturación respecto al año pasado. Un tercio de ellas cree que elevará sus ingresos más de un 7%.

La recuperación económica poco a poco está llegando a las empresas. O, al menos, eso es lo deja entrever la última encuesta que ha realizado la consultora de Recursos Humanos Randstad.

Según sus conclusiones, solo un 5% de las empresas prevé que su facturación acabe este año en línea con el nivel del año pasado, mientras que el 95% restante augura una mejora de sus ingresos mínima del 1%.

En concreto, un 21% de las empresas encuestadas espera aumentar su facturación entre un 1% y un 4%, mientras que otro 25% espera que la mejora se sitúe entre el 4% y el 6% y el 33% restante, más de un 7%. Esto significa que una de cada tres empresas prevé que sus ventas se incrementen más de un 7% este año. De ellas, la mitad cree que incluso podrían mejorar a ritmo de dos dígitos.

Estimación crecimiento ventas para 2015

Según explica el informe de la consultora, “este incremento en las previsiones de facturación de las organizaciones está directamente relacionado con la situación económica actual. Las perspectivas y el crecimiento futuro vienen condicionadas por el clima económico en el que se enmarca la actividad de las compañías”.

De hecho, más de la mitad de las empresas encuestadas (el 53%) asegura que su negocio ha mejorado en el último año, una proporción que en 2014 se situaba alrededor del 30%.

Hoy mismo, el Instituto Nacional de Estadística (INE) ha confirmado que la confianza empresarial sigue subiendo y acumula ya once trimestres consecutivos en positivo. Esto es, prácticamente tres años.

La mejora del escenario económico también ha abierto un abanico de posibilidades a las empresas. El 35% de ellas, por ejemplo, asegura que ha mejorado sus productos o servicios, otro 32% ha conseguido forjar nuevas alianzas empresariales, mientras que para el 27% ha supuesto la oportunidad de promover una forma de pensar diferente entre los empleados.