Información sobre vivienda y economía

El ritmo de ventas de sareb pone de relieve la debilidad del mercado inmobiliario español, según fitch

fitch cree que el ritmo de ventas de sareb evidencia la debilidad del ladrillo español
Autor: Redacción

Fitch cree que el comienzo de las ventas de viviendas de sareb evidencia la debilidad del mercado inmobiliario español. La agencia de calificación crediticia señala que a medida que el ritmo de desinversiones del banco malo se acelere, esto podría presionar a la baja aún más los precios de los pisos

La entidad que preside Belén romana vendió desde finales de febrero -cuando firmó los contratos de gestión de sus activos con las entidades cedentes- hasta mayo un total de 550 viviendas. Además de las ventas cerradas en los últimos tres meses, Sareb cuenta con otras 800 operaciones que están en marcha y pendientes de escriturar, y otros 2.200 inmuebles sobre los que existe una oferta preliminar de compra

"La tasa de ventas de sareb tendrá que acelerarse para cumplir con su objetivo de desprenderse de 42.500 viviendas en los próximos cinco años, dado los 15 años que dispone para deshacerse de toda su cartera de activos", reconoce fitch

En este sentido, indica que esto podría hacer que los bancos aceleren la venta de inmuebles bajando precios en un intento por adelantarse a posibles rebajas de precios en las viviendas de sareb. No obstante, la firma estadounidense asevera que la sareb y la banca quieren encontrar el punto de equilibro entre acelerar el ritmo de ventas y las bajadas de precios de los inmuebles. "No parece que haya interés en que se produzca fuertes caídas adicionales en el valor de estas propiedades", reconoce

Asimismo, fitch recalca que "no está claro" cuando tiempo necesitará sareb para deshacerse de su cartera de activos. "Creemos que el exceso de oferta de viviendas continuará debido al portfolio de propiedades en manos del banco malo y de las entidades españolas", recalca. Por este motivo, los expertos de la firma reiteran que no prevén que el precio de los pisos en España toque fondo hasta finales de 2014. Sin embargo, reconocen que en algunas regiones pueden dislumbrarse signos de recuperación antes de esa fecha

"En general, el desequilibrio que existe entre la oferta y la demanda de viviendas en España indica que llevará muchos años en absorber la totalidad del stock de pisos", apostilla. Fitch estima que si se mantiene el ritmo de venta de pisos de obra nueva de 2012, cuando se vendieron 114.000 viviendas, se tardarán más de seis años en eliminar el exceso de oferta existente

 

Noticias relacionadas:

Sareb vende 550 viviendas en tres meses