Información sobre vivienda y economía

Las fotos del lujoso palacio abandonado que ha ardido en Aranjuez

Este miércoles, una columna de humo anunciaba un incendio en Aranjuez. Era el espectacular palacio de los duques de Osuna, que data de 1761 y es Bien de Interés Cultural (BIC) de la Comunidad de Madrid, que ardía por causas aún desconocidas. El inmueble, de estilo neoclásico, llevaba años anunciado en idealista, por valor de 1,5 millones de euros. 

El palacio llevaba años en desuso aunque cuenta, desde hace tiempo, con cuatro viviendas de su interior habitadas. Desde hace unos años, está a la venta por 1.490.000 euros. Según el anuncio de idealista, el inmueble cuenta con 1.160 m2 construidos, más de 70 m2 de bodega y 417 m2 de jardín

Fue un encargo del célebre cantante Carlo Broschi, más conocido como Farinelli, al arquitecto Giacomo Bonavia (el mismo autor del proyecto urbanístico de Aranjuez para la Casa Real). La construcción se llevó a cabo a la vez que Aranjuez se expandía urbanísticamente.

El cantante, contratado para cantar al Rey Felipe V, tenía pensado quedarse a vivir en España solo unos meses, pero acabaron siendo 25 años. Fue responsable, en parte, de que Aranjuez resultara siendo un punto de referencia para la música europea desde el siglo XVIII. 

En 1787 vendió la casa a los duques de Osuna, Pedro de Alcántara Téllez-Girón y Mª Josefa Alonso Pimentel, quienes ampliaron el palacio entre 1787 y 1795. Fue siendo palacio de los duques hasta finales del siglo XIX, pero el nieto de los duques, el derrochoso Mariano Téllez-Girón, tuvo que venderlo. Fue cuando se dividió en dos el palacio y el alcalde de Aranjuez de entonces, Juan Richer, se hace con la planta principal.