Información sobre vivienda y economía

COAPI España: la plena recuperación del sector inmobiliario se retrasa a finales de 2021

Autor: Redacción

El Consejo General de COAPI de España prevé estabilidad en el sector inmobiliario al inicio de 2021, reiniciando su tendencia al alza a partir del segundo semestre, siempre y cuando se haga realidad el éxito de la vacuna y el fin de la crisis sanitaria. Factores como la reconversión de locales a viviendas, las ayudas europeas enfocadas a la rehabilitación y obra nueva con enfoque sostenible serán las claves de la vivienda para este año.

La crisis sanitaria vivida en 2020 ha generado un fuerte impacto en todos los sectores de la economía española. El sector inmobiliario ha aguantado relativamente bien el golpe, pero ya se está viendo afectado por la evolución irregular del mercado. “El sector prevé una disminución de 50.000 operaciones de compraventa respecto 2019 y un precio medio de metro cuadrado de 1.430 euros, precios a niveles del 2012 y muy alejados de la recuperación precovid-192, afirman desde la patronal de agentes inmobiliarios.

Aun así, la pandemia ha dejado datos positivos, como la capacidad de ahorro de las familias, que ha pasado del 4,9% en 2018 al 18% en 2020, de forma provisional. “Se puede esperar que crezca la inversión en vivienda con menos endeudamiento de las familias del esperado”, aclara Lola Alcover, secretaria del Consejo General de COAPI de España. “Con el teletrabajo se dio servicio, pero difícilmente se generó negocio. Las operaciones que estaban a medias se materializaron tras el confinamiento, pero la llegada temprana de la segunda oleada del virus ha parado la normal reactivación de la economía”.

De cara a 2021, prevén una estabilidad para el primer semestre de 2021, reiniciando su tendencia al alza a partir del segundo semestre, “siempre y cuando el éxito de la vacuna y el fin de la crisis sanitaria se haga realidad”, puntualizan.

La salida de oportunidades al mercado podrían generar ese crecimiento progresivo del sector inmobiliario. Entre esas oportunidades aparecen la reconversión de locales a viviendas, fruto de su desocupación como consecuencia de la crisis, o el impacto de posibles normativas, como la limitación del precio del alquiler en Cataluña, lo cual puede generar un desvío del mercado de alquiler al de venta. Además, de las tristes consecuencias de la pandemia como las herencias, y el resultado de las quiebras, ERTE o caída de ingreso de los autónomos. Alcover.

Otro de los factores que más destacan los agentes de la propiedad inmobiliaria son las ayudas provenientes de fondos europeos. El reclamo de inversión de las principales ciudades españoles sigue intacto y “en ciudades como Barcelona, Madrid, Valencia, Sevilla, Mallorca, entre otras, cabe esperar que cuando la crisis sanitaria quede contenida, volverá la demanda extranjera y el turismo, con las consiguientes repercusiones positivas en el sector inmobiliario.