Información sobre vivienda y economía

Así cambiará la economía en los próximos dos años… según el Banco de España

Autor: Redacción

A las puertas de que se acabe el primer trimestre del año son muchos los expertos que están revisando sus previsiones económicas para el conjunto del ejercicio y han decidido mejorar las cifras que manejaban hasta la fecha.

Primero fue el consenso que recoge la Fundación de las Cajas de Ahorros (Funcas) y después le ha llegado el turno al Banco de España. Repasamos cómo dibuja el regulador del sector financiero la evolución de la economía hasta finales de 2020:

1. El PIB seguirá creciendo más del 2%

Una de las previsiones más destacadas es la relacionada con el crecimiento económico. En este sentido, el Banco de España prevé una expansión del 2,7% para este año, en línea con el consenso de expertos, mientras que adelanta un alza del 2,3% para 2019 y del 2,1% para 2020. Así pues, el PIB seguirá creciendo más de un 2% en lo que queda de década. Respecto a lo que esperaba el organismo en diciembre, el nuevo cuadro macro incluye una mejora para los tres ejercicios, de tres, dos y una décima, respectivamente.

2. La inversión en construcción subirá el doble que el PIB

En lo que se refiere al ladrillo, la institución presidida por Luis María Linde anticipa un alza de al menos el 4% en cada ejercicio, lo que le convierte en la segunda variable económica de mayor crecimiento hasta 2020: solo la exportación de bienes y servicios registrará un repunte superior. Este año será el más flojo, con un aumento de la inversión en construcción del 4%, mientras que en 2019 subirá un 4,4% y en 2020, un 4,3%. Así, crecerá el doble de rápido que el PIB. En el caso de la inversión en vivienda, hay expertos que apuntan a subidas de hasta el 8% este año. 

3. El paro caerá hasta el 11%

Otra de las variables más importantes del nuevo cuadro macro es la fuerte caída que podría vivir la tasa de desempleo. Según el Banco de España, la tasa de paro caerá este mismo año del 15%, tal y como adelantaban economistas y empresarios el pasado otoño, para bajar hasta el entorno del 12,6% el año que viene y hasta el 11% en 2020. No podemos olvidar que en el peor momento de la crisis, allá por 2013, la tasa llegó a rozar el 27%. En estos años, el empleo seguirá creciendo a ritmos cercanos al 2%.

4. El euríbor seguirá en negativo hasta 2019

De cara al mercado hipotecario, la previsión más interesante está relacionada con el euríbor, el índice de referencia para la mayoría de los préstamos para la compra de vivienda en nuestro país. En la tasa a 12 meses, el euríbor acumula ya dos años en negativo y se mantiene en mínimos históricos, lo que está permitiendo un ahorro en la cuota a millones de usuarios que tienen un préstamo a tipo variable.

¿Y qué predice el Banco de España? Para el euríbor a tres meses, espera que siga en negativo hasta el año próximo y que en 2020 vuelva a situarse por encima del 0%. En concreto, cree que este año se mantendrá estable alrededor del -0,3%, que en 2019 cambiará de tendencia hasta situarse en torno al -0,1%, para subir hasta el 0,4% un año más tarde. Su previsión coincide con la que maneja el mercado actualmente, que espera un cambio de rumbo del euríbor a lo largo de este año, anticipando así la subida de los tipos de interés en la eurozona que podría producirse a partir de primavera de 2019.

5. El déficit público cumplirá con Bruselas

Todas las previsiones, incluidas las del regulador financiero, apuntan a que España conseguirá este año salir del procedimiento del déficit excesivo de Bruselas al lograr que esta variable se sitúe por debajo del 3% del PIB. En concreto, el cuadro macro del organismo apuna a un déficit público del 2,5% en este ejercicio, del 2,1% en 2019 y del 1,7% al cierre de la década. Así, España habrá conseguido eliminar uno de los grandes desequilibrios que provocó la crisis en las cuentas públicas.

6. La inflación seguirá por debajo del 2%

En lo que a la evolución de los precios se refiere, el regulador de la banca prevé unos años de estabilidad. Para este ejercicio pronostica una inflación del 1,2% (2017 ceró en el 1,1%), cifra que se elevará al 1,4% en 2019 y al 1,7% en 2020, lo que supone una rebaja para este ejercicio y el próximo. No podemos olvidar que a principios del año pasado la escalada de los precios ascendió hasta el 3% y que, en términos comunitarios, el objetivo del Banco Central Europeo (BCE) es mantener la inflación cerca del 2%, pero por debajo de dicho nivel.