Información sobre vivienda y economía

Cómo funciona bicimad: tarifas de las bicicletas eléctricas de Madrid

Con bicimad y sus bicicletas eléctricas, el ayuntamiento de Madrid se ha apuntado a las dos ruedas. Desde esta semana turistas y ciudadanos pueden acceder al nuevo sistema de transporte de bicicletas eléctricas. Bajo el lema de “práctico, sencillo y sostenible” y una vez superados los problemas logísticos de su inauguración este nuevo modelo de transporte es una realidad. Pero, ¿Cómo funciona bicimad?¿Qué tarifas tiene? ¿Cómo se alquilan las bicis?

Primero conviene ponernos en situación. Bicimad está compuesto por 1.560 bicicletas eléctricas y 3.126 anclajes que se distribuyen en 123 puntos de la zona centro de la capital distanciadas entre sí por un máximo de 300 metros. Esto quiere decir que si queremos devolver una bici y no hay un anclaje libre siempre podemos movernos a otra calle cercana. Además, el hecho de que haya el doble de anclajes que de bicicletas siempre da opciones de “aparcar” en las zonas más solicitadas

Bicimad funciona 24 horas al día los 365 días al año y cuenta con una aplicación para el móvil con información en tiempo real (para localizar bicicletas libres o un mapa de las estaciones) y ofreciendo la posibilidad de reservar un aparcamiento en un anclaje que se encuentre en una zona muy transitada o una bicicleta

Las bicis eléctricas deben transitar por la calzada, para ello se ha ampliado en 70 kilómetros las calles que cuentan con carril bici. En estas zonas los coches no pueden superar los 30km/h

¿Cómo me doy de alta y cuánto me cuesta?

- Si eres un usuario ocasional, como es el caso mayoritario de los turistas, deben darse de alta en una de las estaciones de bicicletas eléctricas donde se le proporcionará una tarjeta gratuita de 1, 3 o 5 días.  Para poder obtener la tarjeta deberá proporcionar los datos de una tarta bancaria. El usuario puede utilizar las bicis todas las veces que quiera y paga al final del periodo de validez de la tarjeta. El sistema bloquea en la tarjeta 150 euros por si algún usuario quiere irse sin pagar. Con este sistema la primera hora cuesta 2 euros, la segunda 4 euros. El resto de horas se cobran a 4 euros

- Si eres un usuario habitual debes sacar un abono anual en una de las estaciones o en la aplicación de móvil. En el “tótem” de la estación se recoge la tarjeta que es gratuita. El precio del abono anual es de 25 euros pero para aquellos que tengan la tarjeta de transportes de la comunidad de Madrid el precio se reduce a 15 euros. Una vez tengas la tarjeta, tienes que cargarla con saldo para poder utilizar las bicis (un mínimo de recarga de 10 euros). Las tarifas para abonados son de  50 céntimos para los 30 primeros minutos y 60 céntimos en los siguientes, con lo que una hora son 1,10 euros. A partir de las dos horas, el precio es de 4 euros por hora

- Bonificaciones: en ambos casos el sistema premia con saldo a los usuarios que cojan una bicicleta en una estación con más de un 70% de los anclajes ocupados (+10 céntimos), devolverla en una estación con menos de un 30% de bicis (+10 céntimos) o reservar previamente un anclaje de destino en el que tengas pensado aparcar (+10 céntimos). Esta última bonificación no es acumulable con la de la devolución en una de las estaciones que cuenten con pocas bicis

¿Cómo se usa el sistema?

Una vez tienes la tarjeta (anual o diaria) basta con retirar la bicicleta. Para poder usarla debe tener la base en la que se apoya de color verde. Si la base no tiene luz no se puede utilizar, mientras que si está azul quiere decir que está reservada. Por último, cuando la base está roja quiere decir que está mal anclada

Cuando veas una bici que puedes utilizar (luz verde en la base) basta con acercar la tarjeta al poste donde se aparca y al escuchar un pitido ya puedes sacarla y utilizarla

¿Qué particularidades tienen las bicis eléctricas?

Son bicis con tecnología eléctrica lo que quiere decir que ayudan al pedaleo. Este sistema refuerza la energía con la que se mueve la bicicleta siendo especialmente importante en casos en los que nos toque subir cuestas. La bici tiene en el manillar un control que activa el sistema eléctrico y muestra el nivel de batería. Además, las bicis son "antipinchazo" con lo que es raro que se produzca una incidencia de este tipo

¿Qué le ha costado esto a Madrid?

La empresa concesionaria, la Navarra bonopark, se lleva 25 millones de euros durante los próximos 10 años, aunque el sistema cuenta con un presupuesto anual algo mayor, de 2’8 millones de euros anuales. De momento ha resultado un éxito, hasta el punto de que el sistema tuvo más de 1.0000 solicitudes de abono anual en las primeras ocho horas activo. Por el momento la primera fase de implementación se desarrollará en el centro de la ciudad, pero no se descarta ampliarlo a más zonas de la almendra central