Información sobre vivienda y economía

Amazon planifica un continuo 'Black Friday' hasta finales de 2020

Amazon.
Amazon.
Autor: Redacción

El gigante de la distribución se prepara para las distintas fases de la desescalada donde se presenta como un agente muy importante en el sector de la distribución. El distanciamiento social y la prohibición del Gobierno de implantar rebajas en los locales comerciales físicos para evitar aglomeraciones favorecen la situación de Amazon. Los expertos explican que a los españoles optarán por el comercio electrónico y que les costará volver a comprar en lugares de afluencia masiva como los centros comerciales, según publica Invertia.

Los sectores de la distribución, el comercio y el ocio van a ser los que más cambios sufran por la crisis del coronavirus. La sombra del e-commerce, que ya amenazaba al ‘retail’ antes de la aparición de esta pandemia, comienza a ser demasiado alargada. Las nuevas normas de distanciamiento social y la propia desconfianza de los consumidores a visitar locales comerciales fortalecen la situación de Amazon de cara al futuro a corto y medio plazo. De hecho, los expertos señalan a la compañía como el principal motor del consumo.

Por su parte, Amazon ya tiene todo listo para afrontar un nuevo aluvión de trabajo durante las distintas fases de la desescalada. De hecho, la empresa sopesa la posibilidad de reforzar su plantilla y prepara una campaña de “máximo nivel comercial” para todo el año, según explica Invertia. Un escenario que se puede asemejar al vivido durante las épocas de 'Black Friday' y Navidad y que podría prologarse a lo largo de 2020. Una circunstancia que empujaría a Amazon a contratar más empleados temporales y reforzar su estructura.

Estos pronósticos se producen en un momento en el que Amazon ha conseguido llegar a acuerdos con sus trabajadores del centro logístico de San Fernando de Henares (Madrid) con respecto a los protocolos de seguridad para evitar contagios del covid-19. Una paz que llega después de que los trabajadores denunciaran a la empresa hasta en tres ocasiones a la Inspección de Trabajo.

Hasta ahora se han contratado a unas 1.500 personas extra en un centro logístico para soportar picos de crecimiento de hasta el 50% en algunos días durante el confinamiento. Ahora, Amazon pretende aumentar este número para soportar un blak Friday sostenido hasta final de ejercicio.