Información sobre vivienda y economía

Hines da nueva vida a la antigua sede de Popular en Barcelona: alquila espacios a IWG

Fuente: Hines
Fuente: Hines
Autor: Redacción

Hines le coge el gusto al mercado catalán. El fondo, controlado por la familia fundadora, ha firmado un acuerdo con el gigante del coworking y oficinas compartidas IWG para abrir una oficina de Spaces en la antigua sede de Banco Popular en Paseo de Gracia. Hines, que también ultima la adquisición del edificio Mediapro en pleno 22@, compro el activo en marzo de 2017 por 90 millones de euros y ha invertido más de 10 millones de euros en su reforma.

La firma de coworking Spaces arrendará las seis plantas superiores del edificio, si bien la operación no se cerrará hasta la reapertura del activo, que está siendo sometido a una rehabilitación, que se inició el pasado marzo después de un largo periodo en stand by por la falta de licencias.

Los planes de Hines pasan por que antes de finales del próximo año Spaces ya pueda estar operando en las plantas destinadas a oficinas, así como el local comercial, que si bien de momento no tiene inquilino se está negociando con los principales operadores de moda, tanto nacionales como internacionales.

El establecimiento ha llamado la atención de un gran número de cadenas por su superficie, que supera los 2.000 m2, así como por su ubicación, cercana a la confluencia con Gran Vía de les Corts Catalanas y donde Zara, H&M y el gigante japonés Uniqlo tienen sus buques insignia en Barcelona.

Pero el interés de Hines por la capital catalana no acaba aquí, sino que se alarga hasta el 22@, una de las zonas con más proyección de crecimiento en el negocio de las oficinas en la ciudad. La compañía se encuentra en proceso de due dilligence (auditoría de compra) para hacerse con el edificio Mediapro, propiedad de una sociedad participada por Imagina, matriz de la productora audiovisual, y el Ayuntamiento.

El interés de Hines por este activo reactiva el proceso de venta del inmueble que inició Mediacomplex el pasado verano y que tenía como fecha límite el 7 de noviembre. La aspiración de Imagina y del Ayuntamiento era recaudar más de 60 millones de euros por la venta. Sin embargo, acuciada por la situación excepcional que vivía Cataluña por aquel entonces, la subasta del inmueble quedó desierta de ofertas.

Hines cuenta con una cartera en el mercado español formada por quince activos, de los cuales una decena están ubicados en Barcelona y el resto, en Madrid. El fondo gestiona un parque de 400.000 m2, con activos comerciales, edificios de oficinas e inmuebles residenciales, en parte rehabilitados.