Información sobre vivienda y economía

Cooperativistas del sureste de Madrid: 14 años pagando y ahora sin dinero ni viviendas (vídeo)

Un grupo de cooperativistas del sureste de Madrid lleva casi dos meses acampado en la cuesta de moyano (Madrid) para reclamar la construcción de sus viviendas. Su acampada llega en algunos casos tras 14 años de espera. Denuncian el comportamiento de las gestoras de cooperativas, como la ex gestora ofigevi, y de la aseguradora hcc europe. El ayuntamiento de Madrid afirma que poco puede hacer al ser una iniciativa privada

Los cooperativistas del sureste de Madrid llevan años viviendo una pesadilla. Durante este tiempo han puesto dinero con la esperanza de acceder a viviendas a precios asequibles, pero la esperanza se ha convertido en desolación y en algunos casos, en ruina. Todos ellos creyeron que encontrarían una vivienda en los nuevos desarrollos urbanísticos de los berrocales, los ahijones, el cañaveral y los cerros. Se trata de lugares que eran campo y que, en muchos casos, siguen siéndolo actualmente

Invirtieron dinero –más de 50.000 euros en muchos casos- en cooperativas privadas para comprar parcelas de suelo en las que levantar las viviendas y para que el campo se convirtiera en calles a las que llegara la luz, el agua, el alcantarillado… sin embargo, todo lleva su tiempo y la llegada de la crisis provocó que muchos cooperativistas se “cayeran” de la aventura de promover edificios de viviendas de forma conjunta porque no tenían dinero para seguir pagando, no se repusieron esas bajas y cuando los que quedan “vivos” han ido al banco a pedir créditos para acabar de comprar el suelo se han encontrado con que las entidades financieras no les dan el dinero. Sus motivos: ese suelo sigue siendo prácticamente campo y no tiene apenas valor que garantice el cobro en caso de problemas

Es la pescadilla que se muerde la cola: sin calles no hay crédito para acabar de comprar los suelos y sin dinero no hay calles. Mientras, los afectados cargan contra las entidades gestoras, que es la responsable de gestionar las decisiones de las mismas y de cuidar los aspectos administrativos, jurídicos y técnicos de la promoción de viviendas. También contra las aseguradoras

Esto provoca que los cooperativistas estén "pillados": no pueden recuperar su dinero y tampoco pueden seguir adelante con su proyecto de construir porque no están urbanizados los suelos. Vender los suelos tampoco es una solución porque la dramática caída de su valor no soluciona nada

Hay una excepción: el pau del cañaveral (14.000 viviendas previstas), que es el que está más avanzado. El 90% está urbanizado (el siguiente paso es comenzar a construir las viviendas) y, según el ayuntamiento, sí es posible que los cooperativistas vean sus viviendas construidas

Sin embargo, casi todo son malas noticias para los que se decantaron por los pau de los berrocales (22.235 viviendas previstas), los ahijones (15.400 viviendas) y los cerros (15.000 viviendas), ya que apenas están urbanizados y la espera va para largo. Según Beatriz lobón, coordinadora general de urbanismo del ayuntamiento de Madrid, se trata de desarrollos urbanísticos del tamaño de ciudades como Zamora y todo eso lleva su tiempo

Fuente: elaboración propia a partir de datos del ayuntamiento de Madrid


Ángel Alberto montero, portavoz de los cooperativistas afectados, asegura que han sido estafados por algunas gestoras, como ofigevi, de la que tuvieron que prescindir. El gerente de ofigevi, Miguel torralbo, se ha defendido en idealista news de estas acusaciones asegurando que no se ha llevado el dinero porque en ningún momento "manejó el dinero de las cooperativas”. Alega que “sólo he cobrado lo que me correspondió de gestión” y echa la culpa de los retrasos en la construcción de las viviendas a la administración. No obstante, señala que los cooperativistas verán sus casas hechas porque tienen suficiente capital pero tendrán cambiar de gestoras

Los afectados también reclaman a la administración permutas de suelo –que les cambien sus suelos donde no se puede construir por otro públicos en disposición de empezar a levantar viviendas-. Sin embargo, el ayuntamiento de Madrid asegura que todo es muy complejo. Recalca que son desarrollos privados cuya responsabilidad en la ejecución de las obras la han asumido los propietarios. Respecto a la permuta, el ayuntamiento contesta que el suelo urbanizado para levantar vivienda de protección pública que tiene lo destina para los ciudadanos madrileños que están en lista de espera para acceder a una vpo. “No sería justo con el resto de ciudadanos madrileños que tienen las mismas expectativas y los mismos derechos que los cooperativistas”, sentencia

 

Noticias relacionadas:

Drama en las cooperativas de los pau de berrocales, los ahijones, el cañaveral y los cerros de Madrid