Información sobre vivienda y economía

6 expertos desvelan cómo está la obra nueva y lo que preocupa al sector constructor (además de Cataluña)

Los actores del sector promotor y constructor analizan para idealista/news la situación de la obra nueva, que se recupera poco a poco tras la salida económica de la crisis. Los expertos, entre los que se encuentran Juan Velayos, CEO de Neinor Homes o Juan Antonio Gómez-Pintado, presidente de Vía Célere, destacan que se va por el buen camino hacia una recuperación de la edificación y que, si no se repiten los errores del pasado como el elevado precio del suelo, el sector seguirá creciendo de una manera sana y equilibrada.

La promoción y construcción de viviendas avanza con paso firme hacia una normalización del sector después de vivir una dura crisis económica acompañada del estallido de la burbuja inmobiliaria que prácticamente paralizó la edificación de obra nueva.

Los visados de obra nueva hasta mayo superan las 32.550 viviendas, lo que supone un 13.3% más que hace un año. Con el ritmo actual de concesiones, 2017 superará los resultados de 2016 y se podría llegar a alcanzar los 80.000 visados, algo que no se veía desde 2011.

Para el presidente de los promotores y constructores de España “estamos en el inicio de la recuperación plena, y creo que estamos en un inicio de ciclo y que aún nos quedan unos años todavía por delante”, concreta Juan Antonio Gómez-Pintado.

En un análisis de la situación de la obra nueva y de un valor tan importante para la vivienda como el suelo, los primeros espadas del sector como el mencionado presidente de Vía Célere y otros actores del sector como Juan Velayos, CEO de Neinor Homes; Juan José Perucho, director general del Grupo Ibosa; Javier García del Río, director general de Solvia o Francisco Guitart, director comercial de Sareb, destacan que el sector avanza con paso firme hacia la recuperación pero que hay que tener mucho cuidado con el incremento del precio de suelo finalista, que repercute directamente sobre el precio final de la vivienda.

“Veníamos de una etapa en la que simplemente no había oferta, no había obra nueva, y por lo tanto hay un desbalance entre la oferta y la demanda que lo que está suponiendo es un incremento de precios porque simplemente no hay suficiente oferta para satisfacer la demanda que ya existe”, afirma Juan Velayos, CEO de Neinor Homes, que acaba de anunciar que su principal accionista, el fondo estadounidense Lone Star, ha vendido un 27% de su capital en bolsa por 395 millones de euros.

Tensión por el calentamiento del precio del suelo

Pero toda esta mejoría viene supeditada por el llamado ‘calentamiento’ del precio del suelo. La situación es muy heterogénea en el mapa de España y según los últimos datos publicados por el Ministerio de Fomento del segundo trimestre los precios del suelo se han incrementado un 11,8% interanual, con una media de 326,3 euros/m2.

Entre abril y junio, los precios medios más elevados se dieron en las provincias de Granada (510 euros/m2), Barcelona (491,5 euros/m2) y Baleares (321,5 euros/m2),

Una situación que destaca Juan José Perucho, director general del Grupo Ibosa. “Estamos en un crecimiento ordenado, si bien un poco con miedo porque hay un cierto desequilibrio en la materia prima, el suelo. En algunos sitios se está produciendo un calentamiento importante del precio, que genera cierta ansiedad a los que hemos conocido una etapa difícil”.

Y que recalca el director comercial de Sareb, Francisco Guitart, una de las mayores tenedoras de suelo del país. “También estamos notando que pequeños municipios que tiene cierto interés y que necesitan todavía viviendas está repuntando las ventas de suelo”.

El director general de Solvia, Javier García del Río, recalca, por su parte, dónde se está produciendo ese incremento del precio del suelo. “Madrid y Barcelona, Sevilla, Valencia y la Costa del sol han visto un incremento muy notable del precio de suelo finalista. Son mercados donde la demanda es muy segura, donde hay un pool de potenciales compradores muy grande”.

El CEO de Neinor confirma que sí se va hacia una tendencia de precios alcistas en lo que al precio final de la vivienda se refiere. Pero también alerta del precio del suelo “¿Va a crecer el precio del suelo? En una parte sí, y es buena. En la medida que crece el precio de la vivienda, el propietario del suelo quiere entender que el precio del suelo va a seguir subiendo como el de la vivienda final”, destaca. “Por otra parte, nos toca la disciplina a los promotores de ser conscientes del precio de la vivienda final tiene un límite, y de cuánto hay que pagar por ese suelo”.

“Es evidente que hay falta de producción de suelo nuevo, por lo menos, suficiente para generar suelo para la demanda que en estos momentos es real y está ahí. Sobre todo, de vivienda económica”, continúa el director general del Grupo Ibosa. “Por ejemplo, dentro del cinturón de la M-30 no vas a poder encontrar una vivienda nueva de 160.000 o 180.000 euros. Es imposible. No se genera suelo suficiente para ese tipo de demanda, que la hay, y además es la demanda más joven”.

Mientras Javier García, de Solvia, analiza qué debería de pasar para mejorar la situación del sector. “Este sector exige rentabilidades altas en el negocio promotor, porque también los riesgos son altos. Particularmente hay un riesgo importante que es el proceso urbanístico, que es lento, tedioso. Si consiguiéramos que el proceso urbanístico fuera más rápido, habría menos incertidumbre, y seguramente los operadores del sector podrían reducir sus márgenes y no habría esta tensión. La producción de vivienda podría ser más económica y más zonas se podrían sumar a la recuperación”, concreta.

Por parte de las administraciones públicas José María García Gómez. Director General de Vivienda y Rehabilitación de la Consejería de Transportes, Vivienda e Infraestructuras de la Comunidad de Madrid, habla del apoyo de las instituciones a la recuperación del sector. “Desde la administración pública debemos crear un marco de condiciones que facilite que eso se consolide. Que haya más y mejores oportunidades de acceder a una vivienda y que los promotores de viviendas, tanto públicos como privados, tengan la oportunidad de mejorar nuestro parque edificatorio, y dar respuesta a esa demanda”.

Toda esta situación, pese a ese ‘calentamiento’ del precio de suelo en algunas zonas concretas del mapa de las principales ciudades del país, quedará controlado si no se repiten los errores del pasado. “Mientras haya recursos propios, mientras los bancos tengan claro que no se puede financiar la compra de suelo, porque si no volveremos a las andadas del pasado, el sector seguirá creciendo de una manera sana y equilibrada”, concluye Juan Velayos.