Información sobre vivienda y economía

Los ciudadanos y las comunidades de propietarios seguirán pagando tasas judiciales en algunos casos

Rafael Catalá, ministro de justicia
Gtres
Autor: Redacción

Artículo escrito por Carmen Giménez, abogado titular de g&g abogados

Ya he comentado en varias ocasiones que, muy al contrario de lo que opina un gran sector de la ciudadanía (justiciables en acto o en potencia), las tasas judiciales en absoluto han sido derogadas, ni han desaparecido del  mapa de nuestra legislación española.

Solamente se ha añadido un apartado al artículo que, de dicha ley, prevé las exenciones, ampliando dicha exención a las personas físicas y, con posterioridad, por consulta vinculante resuelta por la Dirección General de Tributos, quedan exentas también, las Comunidades de Propietarios por considerárseles dentro del grupo de las personas físicas.

Pero dicha exención opera exclusivamente cuando las personas físicas y/o comunidades de propietarios operan en calidad de demandantes, o lo que es lo mismo, son las iniciadoras del procedimiento o de la demanda judicial.

Sin embargo, si contra dichas personas físicas o comunidades de propietarios se inicia un procedimiento judicial por una persona jurídica (quienes obligatoriamente han de pagar tasa judicial), y dicho pleito finaliza con una sentencia condenatoria con costas para cualquiera de esas demandadas, también pagarán tasas, aunque sea por la vía indirecta del reintegro de quien ha vencido en el juicio y que estaba obligada a abonar las mismas. Es decir, dentro del concepto costas, el litigante vencedor (persona jurídica), repercutirá contra el litigante vencido (persona física o comunidad de propietarios) los honorarios de los profesionales que contrató (concepto de las costas en sí), y además las tasas judiciales que pagó a la Administración Tributaria.

Ilustraré con unos ejemplos estas afirmaciones:

  • Empresa de construcción XXX, S.L que realiza obras en los elementos comunes de una Comunidad de Propietarios, o en un chalet privado de una persona física, y a la que no terminan de pagar el importe facturado de 60.000 € por entender dicha Comunidad, o en su caso, los propietarios del chalet, que las obras no se han ajustado a los materiales contratados y presupuestados y que hay determinados defectos que corregir. Si la empresa XXX, S.L. Demanda a la Comunidad de Propietarios o persona física en reclamación de la cantidad que tienen pendiente de pago y pierden el procedimiento con costas, dicha Comunidad o persona física, abonará no solamente los honorarios de los profesionales contratados por ella, sino también los de los profesionales de XXX, S.L y las tasas judiciales de 600 €.

Si, por el contrario, pierde la empresa XXX, S.L. El juicio, o parte del mismo, en la primera instancia y recurre en apelación, venciendo en esta instancia, las tasas a pagar por la Comunidad de Propietarios o persona física, serán solamente las de esta segunda instancia, pero ascenderán en esta ocasión a 1.100 €.

  • Un propietario de una Comunidad, persona jurídica, empresa AAA, S.L., impugna judicialmente un acuerdo de la Junta de Propietarios. La demandada será la Comunidad de Propietarios, y la cuantía del procedimiento, será la que se asume como indeterminada de 18.000 €. Si pierde el juicio la Comunidad de Propietarios con costas, abonará los profesionales de ambas partes litigantes y además reintegrará al propietario AAA, S.L., la suma de 390 € que pagó por tasa judicial.

Si, por el contrario, fuera una persona física quien impugna dicho acuerdo de la Junta de Propietarios, no existirían tasas judiciales repercutibles a ninguna de las partes.

El resumen del panorama actual sobre tasas judiciales, bien podría ser el siguiente, y siendo vencido en juicio con condena en costas al demandado ó apelado:

Demandante ó Apelante
    
Demandado ó apelado
      P
Aga tasa judicial

Persona Jurídica                      Persona física                        sí

Persona Física                         Persona física                       no

Persona física                          Persona jurídica                    no

Es decir, si una empresa eléctrica, aseguradora, financiera o de telefonía, por ejemplo, demanda a una persona física o comunidad de propietarios, y ésta última pierde el juicio, abonará la tasa que previamente haya sido pagada por una de las empresas mencionadas. Si es la persona física o comunidad quien demanda a alguna de estas empresas, y pierden el juicio estas últimas, no habrá tasas judiciales que reintegrar. En todo caso no habrá tasas judiciales cuando las partes en el procedimiento son solamente personas físicas.

A la vista de esto, por tanto, no existe una exención total tanto subjetiva como objetiva de las tasas judiciales para las personas físicas y para las comunidades de propietarios, quienes si seguirán pagando tasas judiciales por la vía del reintegro a quien previamente las abonó, incluyéndose como partida de las costas del procedimiento judicial.

Hay una clara desigualdad, dependiendo de quienes sean las partes litigantes, y en qué posición se encuentren ubicadas dentro del procedimiento judicial. Desigualdad que no evidencia otra cosa que el carácter disuasorio de las tasas judiciales que denuncia, desde su entrada en vigor, la Brigada Tuitera.

Visitar la web de g&g abogados