Información sobre vivienda y economía

Aena y Adif suspenden el cobro del alquiler a los locales comerciales de sus instalaciones

Gtres
Gtres
Autor: Redacción

El ajuste del a demanda y servicios del transporte público y del tráfico aéreo anunciado por el ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, afecta también a los locales comerciales ubicados en las instalaciones de estaciones de trenes y aeropuertos.

“Tenemos tres objetivos fundamentales ante la situación creada por el coronavirus son: restringir al máximo la movilidad garantizando la mínima imprescindible y la seguridad en estos desplazamientos, facilitar el transporte que asegura el abastecimiento y evitar que la lucha contra la pandemia se transmita a la economía de las familias y a los más vulnerables”, ha afirmado Ábalos.

La Orden Ministerial que se publica este martes reordena los distintos modos de transporte par que se vaya adecuando la oferta a la demanda y, en consecuencia, continuar reduciendo los servicios de transporte público. Los servicios de Cercanías pasan del 100% establecido en el Real Decreto que declaró el estado de alarma, a una reducción en horas valle del 50%, manteniendo hasta el 80% de las frecuencias en hora punta para garantizar la necesaria distancia entre pasajeros. Renfe, a su vez, reduce su oferta de AVE y Larga Distancia, situándola en un 30% de los servicios habituales.

Es por ello por lo que el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) ha decidido suspender el cobro del alquiler durante el estado de alarma de los locales comerciales de las estaciones que gestiona, y que hayan tenido que cerrar como consecuencia de esta crisis provocada por el coronavirus.

Los aeropuertos unifican los vuelos en una sola terminal

De la misma manera, grandes infraestructuras aeroportuarias como el Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas, el Josep Tarradellas Barcelona-El Prat o el Aeropuerto de Palma de Mallorca agruparán los vuelos que se mantengan en una única terminal.

Para el resto de instalaciones del país, se adaptarán los horarios de apertura y cierre de los mismos a la operativa de las compañías aéreas. Al igual que con las estaciones de tren, aquellas actividades comerciales que no puedan estar operativas como consecuencia de esta reorganización quedarán exentas del pago de las rentas por parte de AENA durante el periodo de inactividad.