Información sobre vivienda y economía

Atlético y Real Madrid logran la aprobación de Carmena para reformar sus estadios

Autor: Redacción

Los principales clubes de la capital no solo tienen que celebrar llegar a la final de la Champions League. Ambos equipos están ultimando las obras de sus estadios con el beneplácito del Ayuntamiento de Madrid. El Santiago Bernabéu se renovará y ampliará hacia las calles colindantes mientras la finalización del nuevo estadio de La Peineta se verá favorecido por el acuerdo alcanzado por la Operación Calderón con un cambio del plan urbanístico.

Mientras algunas obras en la ciudad están sufriendo retrasos en sus desarrollos, como la Operación Chamartin o el Edificio España, otras comienzan a desbloquearse. Entre ellas, las que afectan a los principales clubes de Madrid.

La remodelación del Estadio Santiago Bernabéu del Real Madrid se encontraba paralizada en los tribunales, pese a que el anterior gobierno municipal había aprobado el proyecto del club merengue, al considerar ilegal el traspaso de suelo previsto.

El acuerdo planteado consistía en el que el consistorio permitía cubrir en estadio y construir un centro comercial y hotelero de 12.250 m2 en la parte de la fachada del Paseo de la Castellana, con aparcamiento subterráneo de 600 plazas, a cambio de abonar 6,6 millones de euros, convertir la actual Esquina del Bernabéu, entre las calles de Concha Espina y Padre Damián, en un parque público y ceder al Ayuntamiento cuatro parcelas en el distrito de Carabanchel.

Ahora, parece que la situación se ha desbloqueado. El club blanco pide ahora esa ampliación hacia la plaza de los Sagrados Corazones, aunque aún no ha presentado el proyecto final. Otro punto a tener en cuenta es que cualquier obra no puede aumentar la edificabilidad del conjunto.

A La Peineta pasando por la Operación Chamartín

El traslado del Club Atlético de Madrid a su nuevo estadio de La Peineta se ha atrasado pero pace que está llegando a su punto culminante. Todo parece indicar que para la temporada 2017-2018 los rojublancos estrenarán su flamante estadio.

Y todo gracias a que se ha desbloqueado el plan urbanístico de la Operación Mahou-Calderón, donde se pretendía levantar torres de edificios. El actual gobierno municipal ha negado este plan urbanístico, lo que ha dejado a la constructora FCC con menos ingresos de los pensados para compensar el levantar el nuevo estadio atlético, que está constando levantarlo unos 200 millones de euros.

El Atlético ha decidido recomprar a la constructora los derechos de superficie de la parcela del Calderón, según avanzó El País, aceptando las actuales condiciones del Ayuntamiento, con la intención de venderlos cuanto antes. El nuevo plan rebaja la edificabilidad de la zona, pero los rojiblancos estiman que, al menos, le reporte 170 millones de euros.

Otro tema de acuerdo entre Ayuntamiento y club será el tema de la propiedad del Estadio de La Peineta. Actualmente, la parcela del estadio es de propiedad municipal y ya está negociando comprarla por 44,5 millones de euros.