Información sobre vivienda y economía

La evolución de las ventas de viviendas vuelve a normalizarse en agosto: sube un 20,3%

Las transmisiones de viviendas registraron un incremento del 20,3% interanual en agosto, hasta alcanzar las 35.501 compraventas, según los datos publicados por el INE. Después del bajón registrado en julio, cuando apenas creció un 1,1%, las transacciones volvieron a una evolución de dos dígitos y confirmaron la normalización del sector, que entre enero y agosto ya acumula un aumento del 14,8% respecto al mismo periodo de 2015.

Los datos de agosto, y durante los próximos meses también, se ven ‘afectados’ al alza por la sentencia del Tribunal Supremo sobre cláusulas de demora, por la que los registradores de la propiedad suspendieron la inscripción de algunas hipotecas durante el pasado julio. Estas hipotecas se registrarán en los próximos meses.

El mercado de segunda mano volvió a tirar de las compraventas en agosto, con un incremento del 24,6% interanual con 29.378 transacciones. El mercado de viviendas nuevas también creció un 3,3%, con 6.123 operaciones. Sin embargo, en el acumulado del año, las casas nuevas han caído un -2,4% hasta agosto. Mientras, las operaciones sobre viviendas de segunda mano sigue aumentando un 19,8% entre enero y agosto.

Las comunidades autónomas con las mayores variaciones en el número de compraventas de viviendas anual fueron Illes Balears (49,2%), Catalunya (41,0%) y Navarra (38,1%). Por su parte, Murcia (-5,2%), Galicia (4%) y Comunidad de Madrid (10,4%) registran las tasas anuales más bajas de agosto.

Para Fernando Encinar, jefe de estudios de idealista, “a pesar de lo espectacular del incremento interanual registrado en el mes de agosto, debido principalmente a asuntos jurídicos que han provocado la inscripción tardía de muchas operaciones, el mercado se muestra constante en su crecimiento: en los últimos 12 meses se vendieron 391.126 viviendas, lo que supone un 13,3% más que hace un año, un dato similar al que se registró en el mes de julio de 2016 (13,5%)".

"La estabilidad en el ritmo de normalización de las compras, aún a pesar de sobresaltos legales y periodos electorales, demuestra la buena salud y robustez del mercado inmobiliario, que probablemente terminará el año superando las 400.000 viviendas vendidas”, concreta Encinar.