Información sobre vivienda y economía

El perfil del comprador de vivienda de lujo: extranjeros ricos que buscan piso céntrico como inversión

El mercado residencial de lujo está en plena expansión, sobre todo en el centro de Madrid y Barcelona. Buena parte de la rehabilitación de edificios que se ve ahora mismo en ambas ciudades acaba destinada a la venta de pisos de alto ‘standing’, con precios que superan los 900.000 euros. Al comprador tradicional español (38%) le está acompañando un incremento de inversores procedentes de Reino Unido, Norteamérica y Latinoamérica con un alto poder adquisitivo y que usan la vivienda como segunda residencia o como inversión.

El mercado inmobiliario en España vuelve a atraer al inversor tras la crisis. Es un hecho. Y uno de los sectores que abandera este aumento del apetito inversor por la vivienda en nuestro país es el mercado residencial de lujo. El volumen de ventas de aquellas viviendas con un valor superior a los 900.000 euros ha aumentado de forma significativa en un 27%, según el Ministerio de Fomento, debido fundamentalmente al aumento de la demanda internacional.

Los fondos de inversión extranjeros, ‘family offices’ e inversores nacionales, muchas de ellas socimis, han puesto el ojo en el mercado residencial de lujo, como ampliación de sus mercados tradicionales en oficinas, locales a pie de calle y naves logísticas. La compra de un inmueble para su rehabilitación en viviendas de lujo está a la orden del día y solo en Madrid se encuentran en marcha cerca de una decena de proyectos de alto standing.

La vivienda de lujo repunta en Madrid y Barcelona

Madrid y Barcelona vuelven a ser los principales centros de interés para los compradores de vivienda de lujo. Las ventas se han incrementado alrededor de un 30% interanual en el último año, según la agencia inmobiliaria de lujo Lucas Fox.

“Durante el primer semestre del 2017, el mercado madrileño ha seguido una tendencia similar a la de 2016, con un fuerte desarrollo del mercado local y nacional, así como una creciente demanda por parte de los inversores internacionales” comenta Rod Jamieson, socio de Lucas Fox Madrid.

Y es que la capital se está convirtiendo en nuevo polo de atracción para el inversor finalista. “En comparación con la mayoría de las ciudades del norte de Europa, las viviendas en Madrid todavía ofrecen una buena relación calidad-precio”, destaca Alexander Vaughan, uno de los socios fundadores de Lucas Fox.

“La capital española atrae cada vez más compradores internacionales que la están eligiendo como la mejor opción para invertir, gracias a las altas rentabilidades a medio y largo plazo, que pueden alcanzar entre el 4% y el 5%, las buenas rentas del alquiler y el excelente estilo de vida que ofrece”, concreta Jamieson. “Hemos registrado un incremento de ventas de prácticamente un tercio respecto a las transacciones del año anterior y prevemos quintuplicarlas para finales de este mismo año”.

El perfil de este comprador de vivienda de lujo en Madrid es cada vez más internacional. Al inversor tradicional español, que acapara un 46% de las operaciones, se le está uniendo un gran apetito inversor por los compradores latinoamericanos (31%). El principal motivo de compra, por encima del 60%, es la inversión. Según Lucas Fox, el valor de las transacciones se ha incrementado hasta un 169% interanual en el primer semestre del año en unas operaciones que han aumentado hasta un 26,6% entre 2015 y 2016.

Mientras en Barcelona, el perfil del comprador de casas de lujo se diversifica en muchas nacionalidades. El perfil cosmopolita de la Ciudad Condal atrae tanto a ciudadanos escandinavos (23%), junto a estadounidenses y canadienses (23%) donde sigue mandando el inversor nacional (31%). Estos compradores, más que una inversión, ven su casa de alto standing en Barcelona como segunda residencia (46%) o incluso como vivienda principal (31%).