Información sobre vivienda y economía

Las lagunas artificiales: las piscinas del siglo XXI

Una laguna artificial espectacular

Los mayores complejos hoteleros por todo el mundo se han lanzado a la carrera por contar con las mejores instalaciones, en las que no puede faltar la nueva estrella: las lagunas artificiales. El hotel Citystars de la turística ciudad de Sharm El Sheikh en Egipto acaba de romper todas las marcas y ha sido catalogada como la laguna más grande del mundo con 12,5 hectáreas.

El complejo Citystars Sharm El Sheikh está ubicado en pleno desierto y será uno de los resorts más lujosos de Egipto con unas dimensiones descomunales. El proyecto se ubica en un terreno de 750 hectáreas, contará con 30.000 residencias entre hoteles, apartamentos y casas. Contempla la creación de 12 lagunas, que cubren un total de 100 hectáreas, con aguas procedentes de agua salinas en capas subterráneas. La inversión en el complejo se acerca a los 5.500 millones de dólares (más de 4.900 millones de euros).

La compañía Crystal Lagoons ha desarrollado una tecnología que permite la construcción y mantenimiento de lagunas cristalinas de tamaño ilimitado a bajo coste. En ellas se pueden realizar una variedad de deportes náuticos como la natación, el kayaking, el paddle-boarding  o incluso la navegación con pequeñas embarcaciones.

La empresa argumenta que la tecnología aplicada es sostenible con el medio ambiente y apta para el baño. Utiliza aplicaciones industriales para el enfriamiento sostenible de plantas termoeléctricas e industriales, desalinización, y purificación de agua a bajo coste. 

"Las gigantescas lagunas cristalinas sólo necesitan agua para compensar la evaporación, generando un consumo de agua de aproximadamente la mitad que un parque y hasta treinta veces menos que un campo de golf; utilizando hasta 100 veces menos químicos que los sistemas de piscinas tradicionales; y consumiendo hasta un 2% de la energía requerida por sistemas de filtración convencionales", afirman desde Crystal Lagoons.

La laguna de Sharm El Sheikh acaba de superar a a primera laguna cristalina construida por Crystal Lagoons en San Alfonso del Mar, Chile. Con una superficie de 8 hectáreas tiene 1 kilómetro de longitud y una profundidad de 3,5 metros, para ocupar 250.000 m3. La piscina costó unos 200 millones de dólares (183 millones de euros) y su mantenimiento anual ronda los 4 millones de dólares (3,6 millones de euros).

Sin embargo, el récord de la laguna artificial de Egipto tiene los días contados. Ya se está preparando un nuevo complejo en Dubai, que batirá nuevas marcas mundiales cuando finalice su construcción dentro de 5 años. Se estima que esta nueva laguna alcance las 40 hectáreas de superficie.