Información sobre vivienda y economía

¿Cuánto paga España a un deportista por un oro olímpico? Más que EEUU, pero menos que Azerbaiyán

Autor: Redacción

El sueño de un deportista de élite es representar a su país en unos Juegos Olímpicos y llevarse la medalla de oro. Además de la alegría y el honor por conseguirla, llegar a lo alto del podio tiene una recompensa económica que se acerca a los 100.000 euros.

El Comité Olímpico Español es el organismo que se encarga de fijar las cuantías que reciben los deportistas que consiguen una medalla en cualquiera de las competiciones olímpicas.

En Río 2016, por ejemplo, cada bronce trae consigo una prima de 30.000 euros, cifra que sube hasta los 48.000 euros con una plata y hasta los 94.000 euros con un oro. Esa es la recompensa que recibirán, por ejemplo, la nadadora Mireia Belmonte o el piragüista Marcus Walz.

Estas cifras, no obstante, varían en función de cada deporte. Cuando se trata de una pareja (dos integrantes) el premio es de 75.000 euros en el caso del oro, de 37.000 en el de una plata y de 25.000 euros en el de bronce. En este caso se encuentran los tenistas Rafael Nadal y Marc López o los piragüistas Saúl Craviotto y Cristian Toro.

Los incentivos se reducen todavía más en los deportes grupales como el baloncesto o  el fútbol. En ellos un oro supone 50.000 euros a nivel individual, cantidad que baja a 29.000 euros en el caso de una plata y a 18.000 euros en el de bronce. La selección de baloncesto, que ya está en semifinales, tiene muchas posibilidades de llevarse un metal.

Todos estos premios mantienen la misma cuantía desde los Juegos Olímpicos que acogió Pekín en 2008.

La primas en otros países

Los incentivos económicos que reciben los medallistas españoles no se parecen en nada a los que fijan otros comités olímpicos nacionales. El ganador individual de un oro recibe en España cuatro veces más dinero que uno estadounidense (allí la prima es de 22.000 euros) o uno alemán (20.000 euros) y prácticamente duplica a lo que se lleva  un francés (50.000 euros). También supera a Argentina (70.000 euros), Hungría (60.000 euros) o Colombia (55.000 euros).

Las distancias se amplían todavía más si nos comparamos con Suecia o Reino Unido, que no ofrecen incentivo alguno a sus deportistas.

Sin embargo, el ‘premio’ doméstico está por debajo del ruso (uno oro individual tiene una recompensa de 135.000 euros) y del italiano (150.000 euros). Pero si hay un país que incentiva a sus deportistas olímpicos ese es Azerbaiyán, que sitúa el incentivo del oro olímpico en nada menos que 640.000 euros.

Por otro lado, la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo paga un extra de 100.000 dólares (unos 88.000 euros) a los deportistas que marquen algún nuevo récord mundial.