Información sobre vivienda y economía

Castellón expropia una promoción de viviendas en construcción tras 14 años de inactividad

Ha vencido el tiempo fijado para levantar el activo

Google Maps.
Google Maps.
Autor: Redacción

El consistorio de esta localidad valenciana se ha convertido en el primero en expropiar un edificio en construcción. El inmueble es una promoción de viviendas que está paralizada, a pesar de tener la licencia de obra desde el año 2006. El Ayuntamiento ha tomado la determinación de despojar de la propiedad de este activo a la promotora inicial del proyecto porque ya ha vencido el plazo para edificar en el solar situado entre las calles de María Rosa Molas y Calderón de la Barca, según informa El Mundo.

Para llevar a cabo esta actuación, el Gobierno Municipal ha tenido que aprobar una declaración que implicará la posterior aprobación de un Plan de Actuación Integrada (PAI) en el terreno en cuestión. Este trámite obtuvo el ‘ok’ de la junta del consistorio castellonense el pasado jueves y permitirá a otras promotoras pujar por el suelo donde ahora se halla un esqueleto del supuesto bloque de pisos que se iba a levantar en la zona.

En este sentido, el Ayuntamiento abonará al promotor inicial el importe por el valor de la edificación construida hasta ahora. Por su parte, la compañía alega que las obras están paralizadas porque se había suspendido el Plan General de Urbanismo.

Imagen aérea del solar.  / Google Maps
Imagen aérea del solar. / Google Maps

“Los técnicos verificaron que este argumento no era válido porque podría haber seguido adelante la construcción y, en base a la normativa autonómica, se procederá a formular un PAI para que otras empresas presenten alternativas”, según afirmó Rafael Simó, concejal de Urbanismo de Castellón. De este modo, el futuro propietario del activo podrá comprarlo pagando su valor de tasación acordado bajo los criterios establecidos en la legislación estatal del suelo.

La expropiación de este terreno en construcción es la primera que lleva a cabo este ayuntamiento, pero puede no ser la última. De hecho, Simó no descarta que se produzcan más en los próximos meses “siempre y cuando haya interés en construir” en terrenos donde haya vencido el tiempo para levantar el activo fijado por el propio consistorio.