Información sobre vivienda y economía

El INE cifra en un 40% la caída de la venta de viviendas en abril, con la obra nueva en mínimos

Autor: Redacción

El mercado de la vivienda está conociendo en las últimas horas cuál ha sido el impacto real de la crisis del coronavirus. Si ayer los notarios confirmaron un desplome histórico del 70% de las operaciones de compraventas en abril, hoy le toca el turno al INE.

Según los datos del organismo de estadísticas, que se nutre de los Registradores de la Propiedad, en el cuarto mes del año, en pleno estado de alarma, se formalizaron 25.042 compraventas de viviendas, un 39,2% menos en términos interanuales.

Fernando Encinar, jefe de estudios de idealista, aclara que “son evidentes las diferencias entre la estadística de compraventas publicada ayer por los notarios y la queha sacado el INE. La explicación es que, a pesar de que ambos índices se refieran al mes de abril, no recogen el mismo momento de la operación inmobiliaria: mientras los notarios contabilizan la fecha de la firma el INE utiliza la fecha en que esa vivienda se inscribió en el Registro de la Propiedad (que sucede un mes más tarde).

Por esa razón, añade Encinar, "los datos dados del INE muestran el comienzo de la hibernación del mercado, incluyendo operaciones registradas a finales de febrero y principios de marzo. Es indudable que las próximas estadísticas oficiales mostrarán caídas aún más fuertes durante los próximos meses. A pesar de que estos datos pueden conducir al pesimismo, la realidad ha demostrado que la actividad ha vuelto con fuerza durante la desescalada en los mercados con más demanda y es posible que veamos un proceso de recuperación más rápido del esperado en esos mercados”.

Volviendo a los datos del INE, el balance de lo que llevamos de ejercicio muestra una caída del 14,4% en las compraventas, lastrado principalmente por las operaciones de viviendas nuevas. En su caso, el cuarto mes del año ha sido histórico, al firmarse el menor número de compraventas de la historia (4.439). En términos interanuales, las transacciones de casas nuevas se ha desplomado un 41,3%, frente al descenso del 38,8% que han experimentado las ventas de inmuebles residenciales de segunda mano (20.603, el número más bajo desde diciembre de 2014). Si miramos el total de operaciones, abril ha marcado mínimos desde agosto de 2014.

En los cuatro primeros meses del año se han firmado cerca de 151.000 operaciones, de las que la inmensa mayoría han sido viviendas de segunda mano. De mantenerse el ritmo actual, el año podría terminar con más de 450.000 transacciones, muy por encima de las 318.000 que se registraron anualmente entre 2012 y 2014, y a pesar de la crisis del covid-19.

Resultados por CCAA

Si miramos los datos por regiones, descubrimos que todas las autonomías han registrado un descenso interanual pronunciado en lo que a compraventas se refiere. Solo cinco autonomías han registrado más de 1.000 operaciones, y son, en este orden: Andalucía, Cataluña, Comunidad Valenciana, Madrid y el País Vasco. En cambio, en Navarra, Extremadura y La Rioja se han registrado menos de 300 transacciones.

En el lado de las caídas, el ranking nacional está liderado por Navarra, Extremadura y Canarias, donde las compraventas de viviendas se han desplomado más de un 60%, mientras que los descensos más reducidos son los de La Rioja, Baleares y Cantabria, donde no ha llegado al 30%. También caen menos que la media Andalucía, Cataluña y Madrid.

Atendiendo a las compraventas de viviendas registradas, las comunidades con mayor número de transmisiones por cada 100.000 habitantes son Comunidad Valenciana (97), La Rioja (92) y Andalucía (80).