Información sobre vivienda y economía

Aprovéchalo todo en tu reforma: cuatro ideas para dar una segunda vida a las puertas

Fuente: Atrezo Arquitectos
Fuente: Atrezo Arquitectos
Autor: Lucía Martín (colaborador de idealista news)

Cuando uno hace limpieza y no digamos cuando hace reforma, lo ve todo viejo y quiere tirarlo todo a la basura. Y renovar absolutamente todo. Pero hay elementos en tu casa que quizás puedan tener una segunda vida, así reciclarás, lo que le viene bien al medio ambiente y además, ahorrarás, lo que le viene bien a tu monedero.

Antes de iniciar los trabajos de demolición, fíjate en cada detalle y elemento de la vivienda: puede estar deteriorado pero si lo piensas, seguramente pueda tener una segunda vida. “Fíjate en los tiradores y pomos de las puertas, en las cornisas, en el suelo, si es de madera natural, en alguna pared que pueda ser de ladrillo visto macizo en su interior, en las contraventanas y sobre todo, en las puertas”, apunta Pablo García, de Atrezo Arquitectos.

Fuente: Pixabay
Fuente: Pixabay

Fuente: Pixabay
Fuente: Pixabay
Fuente: Pixabay
Fuente: Pixabay
En efecto, esas puertas pueden darnos una alegría. Por ejemplo, si están bien pero lo que no te gusta es su color, siempre puedes lijarlas y cambiarlas a otro tono y cambiar también los tiradores. Te quedarán puertas nuevas y te habrá salido mucho más económico que comprar nuevas. Pero hemos dicho si están bien, porque tal vez las puertas te gusten, pero su estado no sea el idóneo: “En la mayoría de los casos las puertas antiguas, por muy bonitas que sean, no se pueden reutilizar porque han perdido la verticalidad. Aunque antes de la reforma cierran bien es porque el marco se ha deformado con ella, pero ojo, cuando el marco y premarco sean nuevos ya no lo harán. Es entonces cuando debemos decidir qué hacemos son ellas. Hay múltiples opciones e ideas”, aporta el experto.

He aquí cuatro ejemplos:

1. De puerta a mesa

La mesa es un elemento bastante sencillo en su concepto. Una superficie horizontal con un soporte. Nuestra puerta puede pasar a ser una preciosa mesa de las dimensiones que más nos guste, ya que podremos cortarla. Podemos dejarla libre con una protección tipo barniz brillo o mate. “Recomendamos el barniz mate porque el aspecto posterior es más natural. También podremos ponerle un cristal superior para protegerla o para introducir elementos decorativos que queden entre ambas superficies. Después tan sólo tienes que comprar un soporte como pueden ser unas patas de hierro negras, por ejemplo, y te habrás ahorrado un dinerito”, explica.

2. De puerta a biombo 

Los biombos que en origen han sido usados como cambiador hoy día se usan para múltiples funciones entre ellas, simplemente decorativa. A ambos lados de una cama, detrás de unas mesitas de noche, en el lateral de un salón o detrás del sofá son algunos de los sitios donde ayudan a la decoración de la estancia y ensalza la importancia del mobiliario que queda delante del mismo. “Hay que decidir de cuántas hojas quiere que sea el biombo, lo mínimo es 3. Con unas bisagras vas uniéndolas entre ellas permitiendo que puedan girar y las colocas en ángulo para que se sostengan solas. Puedes pintarlas de colores, rasparlas o incluso dejarlas como está si han envejecido bien”.

3. De puerta a decoración vertical de paredes

Si tienes una gran pared y quieres crear tu propio elemento decorativo, puedes hacerlo con las puertas y retales que surjan en la obra. Para que sea más atractivo necesitarás que la puerta tenga texturas o resaltes o incluso, cristales enmarcados. “Haz una composición asimétrica y centrada combinando piezas más rectangulares con otras más cuadradas. Pinta de una tonalidad oscura la pared donde harás tu composición y el resultado quedará de fábula. Por supuesto, no te lances a la ligera, antes coge papel y lápiz y haz un boceto de cómo sería”.

4. De puerta a cabecero de cama

Es el sitio estrella. Es donde más se pueden lucir y adquieren mayor protagonismo. Puedes disponerlas en horizontal o vertical. “En horizontal necesitarán colgarlas de la pared pero en vertical con solo apoyarlas y sellarlas a la pared es suficiente. Ilumínalas desde el techo, es importante que pongas focos dirigibles, mínimo dos. Los acabados son múltiples, desde decapado, a desnudas (sin pintura) o envejecidas. Para envejecerlas usa betún de judea, es rápido y fácil y el resultado muy bueno. Tan sólo tienes que tener cuidado al limpiarla para no llevarnos el tinte marrón que deja. Si las puertas de tu reforma no te valen y quieres usar esta original idea como cabecero también puedes visitar almacenes de derribos dónde las hay de todos tipos y medidas. En cuanto a las medidas, siempre debe ser de igual ancho o superior al de la cama”, finaliza.