Información sobre vivienda y economía

Sociedad de Tasación: "Es muy importante para el sector saber con datos qué se vende y qué no"

Autor: Redacción

La directora de Instituciones y Grandes cuentas de ST Sociedad de Tasación, Consuelo Villanueva, asegura que para el sector la clave es conocer a tiempo cómo van cambiando los gustos de la demanda. En su opinión, hay que saber qué se vende y qué no, a qué precios... Por eso desde la compañía realizan cada dos años un gran censo.

El último análisis que ha realizado la compañía se ha centrado en tomar la temperatura a los dos grandes mercados del país: Madrid y Barcelona. Dos mercados donde el stock de viviendas se está reduciendo a pasos agigantados, lo que podría provocar su absorción total en los próximos meses. 

¿Y qué dicen las cifras? Aegún ha explicado Villanueva en inmonext, la jornada de referencia del sector inmobiliario, la lectura es que hay muy pocas viviendas disponibles y que el stock de casas sin vender es prácticamente inexistente.

Si en 2014 en la Comunidad de Madrid había un stock de 9.000 casas nuevas, actualmente hay poco más de 6.300 (de las que casi 6.000 se han construido en estos últimos cuatros años). Es decir, la cifra de casas disponibles se ha reducido en un tercio. 

En el caso de Madrid capital, las cifras han pasado de un stock de 2.558 viviendas a apenas 60. No obstante, desde 2014 se han levantado nuevas casas que elevan el número de inmuebles disponibles por encima de 3.000. Actualmente hay unas 400 promociones en la región, y la mitad de ellas se encuentran en la capital.

¿Y qué pasa con Barcelona? En el caso de la Ciudad Condal y su área metropolitana, del censo de 2016 (que incluía casi 2.800 casas), actualmente quedan 289 viviendas por vender, lo que significa que el stock se ha desplomado casi un 90% en estos dos años. Además de ese remanente, ha detectado 3.312 nuevas unidades, por lo que la oferta actual está en 3.601 viviendas nuevas. 

De mantener los ritmos actuales de venta, Madrid podría quedarse sin stock en los próximos 8-9 meses, mientras que en Barcelona se acabaría en unos 12-14 meses. 

Con estos datos, Sociedad de Tasación quiere arrojar luz al sector y tomar la temperatura al sector residencial de las grandes ciudades españolas. "Realizamos muchos trabajos a lo largo del año y los vertimos al sector inmobiliario en un ejercicio de aportar datos y transparencia", sostiene Villanueva, que recalca que es esencial tener información sobre qué se vende, dónde y a qué precio para tomar decisiones. 

Y sus cálculos coinciden plenamente con los reclamos del resto del sector: la demanda de vivienda en las grandes ciudades es elevada y es necesario que la Admistración Pública saque más suelo al mercado para que exista oferta residencial y los precios no se vean impulsados al alza. Una opinión que comparten el mundo promotor y las grandes consultoras especializadas en el negocio del real estate.