Información sobre vivienda y economía

Los 12 objetivos que quiere conseguir Reino Unido en las negociaciones con Europa sobre el Brexit

Theresa May, primera ministra británica
Gtres
Autor: Redacción

Theresa May, la primera ministra de Reino Unido, ya ha dado a conocer a Europa cuáles serán las claves en sus negociaciones sobre el Brexit. Ayer, la mandataria británica explicó a una delegación de embajadores que entre sus planes están alcanzar nuevos acuerdos comerciales fuera del mercado único, controlar la inmigración y defender los derechos de los europeos que viven en territorio británico, así como los de los británicos que residen en otros países comunitarios.

"Tenemos 12 objetivos que equivalen a una gran meta: una sociedad nueva, positiva y constructiva entre Reino Unido y la Unión Europea", aseguró May en su discurso. Repasamos de la mano de los diarios Expansión y El País cuáles son los ejes sobre los que pivotará el proceso que se empezará a negociar previsiblemente en marzo para que en un plazo de dos años (esto es, primavera de 2019), la desconexión británica de la Unión Europea sea una realidad:

1. Un Brexit aprobado y ordenado. Por último, May ha garantizado que el acuerdo final que alcance con la Unión Europea en los próximos meses deberá ser votado por las dos cámaras parlamentarias (Comunes y Lores), aunque no ha dejado claro si el resultado de las votaciones será vinculante. Ahora bien, todo apunta a que los cambios no serán inmediatos. Su puesta en marcha podría implicar un periodo de transición en algunos sectores tras la salida efectiva prevista para dentro de 26 meses.

2. Certidumbre para empresas y personas. Otro de los compromisos es dar la máxima certidumbre posible a los particulares y empresarios británicos durante el proceso. Para ello, se traspasarán inicialmente a las leyes británicas las actuales directivas europeas que están en vigor en el país.

3. Controlar la inmigración. Reino Unido se opone a la libre circulación de personas y, por eso, asegura que una de sus máximas será limitar el número total de extranjeros que llegan al país en busca de trabajo. Ahora bien, lo que ha dejado claro la primera ministra es que seguirán recibiendo con los brazos abiertos a las personas brillantes y con talento.

4. Salir del mercado único, pero cerrar un acuerdo bilateral. Como consecuencia de su oposición a la libre circulación de personas y a tener que aportar cada año dinero a los presupuestos comunitarios, Reino Unido abandonará el entramado del mercado único y la unión aduanera. Para contrarrestar la salida, May quiere alcanzar un ambicioso acuerdo bilateral de libre comercio con la UE para obviar cualquier barrera o tarifa comercial.

5. Cerrar acuerdos comerciales con otros países. Otra de las pretensiones de los británicos es alcanzar acuerdos bilaterales con otros países del mundo, como Estados Unidos, India o Australia. Actualmente, la UE negocia conjuntamente con otras economías, mientras que el objetivo de Reino Unido es llegar a pactos en solitario. “En Reino Unido global debe ser libre para firmar acuerdos comerciales con países de fuera de la UE. La membresía plena de la unión aduanera de la UE nos impide negociar nuestros propios acuerdos”, ha recalcado.

6. Garantizar los derechos de los ciudadanos. El freno a la inmigración solo tendrá efectos a futuro, ya que May ha asegurado que una de sus prioridades es preservar los derechos de los 3,3 millones de europeos que residen en territorio británico, así como los de los 1,5 millones de británicos que residen en el resto de la UE. El Gobierno espera conseguirlo lo más pronto posible.

7. Garantizar los derechos de los trabajadores. Todos aquellos europeos que estén trabajando en Reino Unido deben saber que sus derechos estarán protegidos. El país mantendrá la normativa europea en esta materia.

8. Plena soberanía legislativa. Uno de los objetivos del Gobierno de May es recuperar la soberanía británica a la hora de promover y supervisar leyes. Esto significaría abandonar la jurisdicción del Tribunal Europeo de Justicia, aunque hacerlo de forma gradual.

9. Mantener la cooperación antiterrorista. La desconexión político-económica no impedirá que Reino Unido y la UE sigan cooperando en la lucha contra el crimen y el terrorismo. Esto significa que habrá acuerdos entre los cuerpos de seguridad de otros países y en intercambio de información y material de inteligencia.

10. Apoyar la ciencia e innovación. El país prevé seguir apoyando y colaborando con la UE en los grandes proyectos de ciencia, investigación y tecnología.

11. Mantener la unidad en todo Reino Unido. May quiere fortalecer la unión entre las cuatro naciones que componen Reino Unido: Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del Norte.

12. Mantener la libertad de movimiento en Irlanda. El último gran objetivo es mantener la zona libre de pasaporte con la república irlandesa.