Información sobre vivienda y economía

La compleja realidad social en España o cómo el 35% de la población sostiene todos los sueldos y subsidios públicos

Organigrama elaborado por Estado Limitado
Organigrama elaborado por Estado Limitado
Autor: Redacción

España tiene una estructura social y laboral muy compleja. Más allá de la preocupante reversión de la pirámide poblacional por el crecimiento del colectivo mayor de los 65 años, los datos de la Encuesta de Población Activa ponen sobre la mesa que solo un tercio de los residentes en España recibe ingresos ajenos al sector público. 

Según recoge el portal estadolimitado, de los 47,3 millones de personas que hay en España, más de la mitad son menores de 16 años (7,91 millones) e inactivos (16,25 millones, incluyendo jubilados, estudiantes, personas dedicadas a las labores del hogar y receptores de pensiones como incapacidad permanente o viudedad). Si dejamos al margen estos colectivos, descubrimos que en nuestro país hay 22,9 millones de personas activas (que representan el 48,48% de la población total).

Pero a esta cantidad hay que restarle los 3,31 millones de parados, lo que reduce el número total de ocupados hasta los 19,68 millones (esto es, el 41,49% de la población), de los que más de tres millones perciben un sueldo por parte de la Administración.

En concreto, entre funcionarios, personal laboral, otros tipos de empleados públicos, así como diputados, senadores, personal de diputaciones, cabildos, alcaldías, Parlamentos regionales, fundaciones, consorcios y demás entes, hay 3,248 millones de personas que reciben un sueldo público, lo que se corresponde con un 6,85% de la población total. 

Así, solo el 34,65% de los residentes en nuestro país percibe un sueldo privado. En este colectivo están incluidos tanto los autónomos (3,10 millones de personas, equivalentes al 6,56% de la población, sumando los que tienen empleados y los que no) como los trabajadores por cuenta ajena (28,09% de los residentes, incluyendo los que tienen un contrato fijo y los que tienen uno temporal).