Información sobre vivienda y economía

Morgan Stanley analiza el mundo poscovid: vencedores y perdedores de la pandemia

Fuente: Unsplash
Fuente: Unsplash

En todas las crisis hay vencedores y perdedores, y esta que estamos atravesando ya está dejando ver qué sectores saldrán más fortalecidos. Los analistas de Morgan Stanley, que supervisan diferentes sectores, han descrito seis macrotendencias que se quedarán tras la crisis del coronavirus y que tendrán un gran impacto en el mercado. Ecommerce como absoluto vencedor y actos sociales, como conciertos o reuniones multitudinarias, como los que más les costará recuperarse.

Si bien estas macrotendencias se centran en el mercado estadounidense, “la suma de millones de elecciones individuales y de cómo estas decisiones pueden cambiar los gustos y preferencias del consumidor en el futuro se pueden replicar en cualquier mercado del mundo”.

La primera de estas macrotendencias es el trabajo desde casa y los datos son los que hablan por si solos: el 50% de los trabajadores de Estados Unidos están trabajando desde casa y, aunque algunos regresarán a las oficinas tras la crisis sanitaria, Morgan Stanley cree que “el experimento ha sido un éxito y eso supondrá un cambio en la ubicación de los trabajadores cuando la amenaza del coronavirus sea sólo un recuerdo”. El impacto más directo será sobre el sector del inmobiliario especializado en oficinas, donde la caída de la demanda puede lastrar las tasas de absorción “durante un tiempo”, dice Morgan.

El aumento del trabajo desde casa y las medidas de seguridad impuestas por el coronavirus también serán un motor de crecimiento para el comercio electrónico. A la tendencia ya existente se suma “la aversión al riesgo de los consumidores”, subraya Morgan, lo que podría reducir las salidas del domicilio para comprar.

También se beneficiarán proveedores logísticos y de última milla y socimis especializados en el sector industrial. En cambio, se verán penalizados los retailers tradicionales con una gran infraestructura física, las empresas sin capacidad para escalar una oferta digital y los propietarios de locales comerciales.

Otra de las macrotendencias que detecta Morgan Stanley tras la crisis es un motor para el desarrollo de la telemedicina, los juegos y apuestas online o la banca digital. En cambio, se verían perjudicados negocios como el real estate o la construcción, ya que su actividad está muy vinculada a un activo físico.

Esta ultima tendencia enlaza directamente con la reticencia a asistir a eventos públicos y lugares concurridos como tiendas, conciertos o restaurantes, siendo el ocio en el exterior y la socialización dos de los grandes perdedores de la crisis del covid-19.

El informe apunta también otras dos megatendencias más: el aumento de la tecnología como vector de la transformación y la importancia de los factores medioambientales, sociales y de gobernanza (ESG, en sus siglas en inglés) y la sostenibilidad.