Información sobre vivienda y economía

Los profesionales de la construcción son los que trabajan más horas en España

Autor: Redacción

La jornada laboral efectiva de los trabajadores de la construcción se situó en 448,5 horas en el primer trimestre del año, frente a las 438,6 horas de la industria y a las 392,1 de los servicios. Según recuerda la consultora Randstad, desde que arrancó la crisis, el sector de la construcción es el que acumula un mayor volumen de horas realizadas por trabajador.

Los trabajadores no cumplen las jornadas laborales que pactan con sus empresas: bien sea por estar de baja, ser representante sindical o estar de huelga, lo cierto es que, de media, los empleados ‘se saltan’ quince horas de trabajo cada mes según el Instituto Nacional de Estadística.

Ahora bien, no en todos los sectores registran los mismos niveles de jornadas efectivas: la construcción tiene, de largo, el volumen de horas trabajadas reales más elevado del sistema productivo de España.

Según los datos que maneja la consultora de Recursos Humanos Randstad, cada empleado de la construcción ha trabajado 448,5 horas en el primer trimestre del año, unas 10 horas más que en los profesionales de la industria (438,6 horas) y hasta 46 horas más que la media nacional (402 horas), lo que significa que han trabajado una semana menos que los empleados de la construcción. El volumen de horas efectivas más reducido lo registra el sector servicios, con 392,10 horas reales trabajadas.

Evolución de las horas trabajadas por sectores (2008-2015)

Evolución de las horas trabajadas por sectores (2008-2015)

Evolución de las horas trabajadas por sectores (2008-2015)

Lo curioso es que estas cifras no muestran una situación puntual, sino la tendencia que ha seguido el indicador desde que estalló la crisis. Ya en los tres primeros meses de 2008 la construcción era el sector donde los empleados trabajaban más horas (443,1 horas) y los servicios, en el que menos (401,7 horas).

Ahora bien, la distancia entre ambos extremos ha ido incrementándose con el paso de los años. Si hace siete años, los trabajadores de la construcción ejecutaban un 10,3% más de horas, ahora su volumen es un 14,4% más alto. Y es que, mientras la jornada media ha ido reduciéndose (ha bajado un 2,5%), en la construcción ha aumentado.  

¿Y qué razones explican este escenario? Como asegura Javier Blasco, director jurídico de Adecco, “la respuesta está en el modelo de contrato. En el sector de la construcción lo normal es que la modalidad sea por obra y de duración determinada (seis meses, un año, dos años…) y si el trabajador falta a su puesto de trabajo seguramente no le volverán a llamar. Así que tiene dos caminos: trabajar o trabajar”.