Información sobre vivienda y economía

Nueve históricas joyas arquitectónicas en peligro de extinción en EEUU

Autor: Gorka Ramos (colaborador de idealista news)

Aunque se le puede definir como un país joven, Estados Unidos lleva tiempo pensando en su legado. Al menos desde 1988, desde 'National Trust for Historic Preservation' publican una vez al año una lista con los lugares históricos más amenazados de su territorio. Desde que comenzó la lista, la organización ha llamado la atención sobre más de 260 espacios de los que al menos 12 ya se han perdido para siempre.

En 2015, la lista de lugares en grave peligro de extinción  la conforman 11 sitios, entre los que se encuentran algunos parajes naturales, pero el grueso de la lista son construcciones urbanas o incluso barrios enteros. Estos nueve enclaves urbanos a punto de desaparecer:

Motel Arthur George Gaston (Alabama)
El motel A.G. Gaston fue un hotel de lujo para afroamericanos en la época de la segregación en Estados Unidos. La lista de huépedes asiduos está encabeza por Martin Luther King, que también utilizó el sitio para elaborar estrategias políticas. Ahora el lugar se encuentra abandonado y sufre un rápido deterioro.

The Factory (California)
El edificio fue la sede de la empresa de videocámaras Mitchell. El lugar alojó desde 1974 la discoteca 'Studio One' conocida por ser un lugar influyente en el mundo gay de la ciudad. Pese a la relevancia del lugar podría ser demolido para construir un hotel de grandes dimensiones.

Corrales de ganado de Fort Worth (Texas)
El distrito histórico fue en su día el centro de la industria ganadera de Estados Unidos, suponiendo también un importante polo de cultura en el medio oeste del país. En este caso el peligro viene por la intensa actividad turística que atrae. Cada año, más de 3 millones de personas visitan el lugar, un bocado tan suculento que están pensando en 'reconstruir' la zona.

Old Mint (San Francisco)
El edificio, uno de los pocos que sobrevivió al teremoto de 1906, está amenazado por el imparable desarrollo de construcciones tecnológicas en el barrio de Market Street. Pese a que no hay ningún plan concreto para demoler a 'Lady Granite', los historiadores creen que el Old Mint se está descuidando y podría caer en el olvido de la ciudad.

Edificio histórico oficial de East Point (Georgia)
El peculiar edificio en pleno corazón de East Point es una de las construcciones en peligro por falta de mantenimiento. Desde el organismo han hecho un llamado a las autoridades locales para que lo preserven y piensen en alternativas a la demolición.

Palacio de Justicia Carrolton (Nueva Orleans)
La ciudad de Carrolton, absorbida por Nueva Orleans en 1874, tiene en este edificio uno de sus últimos estandartes. Aunque en la década de 1950 se planteó demolerlo, los vecinos de la zona consiguieron transformarlo en un colegio público. Pero la administración del instituto se está planteando vender la propiedad y ninguna ley lo protege ante un potencial derribo.

Pequeña Habana (Miami)
El barrio cubano de Miami y sus históricos edificios están huérfanos. Las calles comerciales y residenciales hacen de la zona un lugar humanamente viable y un buen ejemplo de las diferentes arquitecturas que han pasado por la costa este de Estados Unidos. Sin embargo, la falta de protección de los edificios y su buena ubicación en la ciudad la hacen una ficha vulnerable ante el crecimiento del centro urbano.

South Street Seaport (Nueva York)
La construcción remodelada a finales del siglo XIX sigue representando a la perfección el ambiente de los años del boom comercial de la ciudad. Junto al distrito financiero de Nueva York, la zona del puerto de la calle South mantiene la relación de la ciudad con el mundo marino y comercial. Pero nada suficiente para que la autoridad lo incluya en su plan de protección histórica frente a los ojos de las constructoras.

Anfiteatro Chautauqua (Buffalo)
Conocido por los vecinos como el 'Amp', el lugar ha recibido a una larga lista de activistas y artistas en sus 122 años de historia, un factor que el gobierno local no está teniendo en cuenta a la hora de pensar en nuevos desarrollos inmobiliarios. De hecho, la oposición a cualquier plan que contemple su derribo no es nada populares debido a la gran integración del anfiteatro en la sociedad y cultura locales.