Información sobre vivienda y economía

¿Quién dijo feos? 10 ingeniosos usos de los andamios que desmienten su mala fama

Autor: Hoja de Router (colaborador de idealista news)

Caminar por la calle y tener que pasar por debajo de un andamio no es una experiencia que entusiasme a los viandantes. Aunque sepamos que es improbable que caigan sobre nuestras cabezas, todos desconfiamos de estas estructuras de metal que ocultan las fachadas.

Sin embargo, las que han ayudado a erigir edificios gigantescos pueden dejarnos con la boca abierta y construcciones como la torre Eiffel demuestran que también los tubos de hierro crean símbolos universales. Más allá de las grandes obras, otros arquitectos están creando originales estructuras más modestas que descubren la belleza de los andamios.

Esculturas para que los animales invadan las ciudades.

Scaffolding Sculptures’ es el nombre de la serie de creaciones con las que el artista Ben Long ha demostrado que los andamios pueden transformarse en seres vivos. Como si de piezas de Lego se tratase, Long combina los tubos hasta crear sorprendentes construcciones con forma de ciervos, perros o caballos.

Imagen: Ben Long

Imagen: Ben Long

Una casa… sin ninguna intimidad.

El artista Fra Biancoshock decidió reconvertir un andamio en una instalación urbana que sirviera de hogar improvisado. Una construcción que juega con el concepto de residencia artística y reflexiona sobre la intimidad que supuestamente necesita el creador para desarrollar sus obras. ¿Te imaginas vivir en un hogar sin paredes ni ventanas?

Imagen: BIANCOSHOCK

Imagen: BIANCOSHOCK

Unas impresionantes escaleras de 57 metros de largo.

180 escalones forman esta escalera de 29 metros de altura que permitía ascender a la azotea del edificio Groot Handelsgebouw de Róterdam recientemente. Planificada por el estudio holandés MVRDV, su diseño rinde homenaje al esfuerzo por reconstruir la ciudad después de la II Guerra Mundial. Precisamente el año pasado se conmemoraban 75 años del bombardeo nazi que destruyó esta urbe. Ahora, es considerada la capital de la arquitectura de los Países Bajos.

Imagen: MRDV

Imagen: MRDV

Un ‘spa’ urbano.

Una estructura de metal circular, combinada con palés de madera, ha servido para revivir una fuente pública en desuso en un parque de Chihuahua (México). El proyecto, organizado por el Instituto Superior de Arquitectura y Diseño de esa localidad el año pasado, ha contado con la participación del colectivo madrileño PKMN. Una construcción que sorprende no solo por el resultado, sino por el  proceso de construcción: han sido los propios vecinos los que han decidido cómo querían recuperar la zona.

Imagen: PKMN Architectures

Imagen: PKMN Architectures

Un laberinto de andamios.

La arquitecta Carla Juaçaba se alzó con el premio arcVision Mujeres y Arquitectura en 2012 con Pavilion Humanidade, una increíble construcción creada a partir de andamios. Completamente reciclable, esta estructura se diseñó para la Conferencia de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas Río+20 celebrada en la capital brasileña ese año.

Imagen: Humanidade Pavilion

Imagen: Humanidade Pavilion

Mobiliario urbano que se integra con los andamios.

En ocasiones, las plataformas que sirven para restaurar los edificios ocupan las calles más tiempo de lo que nos gustaría a los que tenemos que pasar debajo de ellas. A los diseñadores de Softwalks se les ha ocurrido una original forma de que supongan un beneficio para los ciudadanos en lugar de una molestia: han ideado bancos, mesas o macetas que se integran fácilmente con el andamiaje.

Imagen: Softwalks

Imagen: Softwalks

El esqueleto de una cabaña vegetal.

En Appeltern (Holanda) se ha instalado esta estructura modular que sirve como huerto.  Hortalizas, frutas y flores han sustituido al suelo, las paredes o el techo de esta construcción, similar a un cobertizo. Una curiosa manera de demostrar que no hace falta disponer de una extenso terreno para cultivar todo tipo de vegetales.

Imagen: Atelier Gras

Imagen: Atelier Gras

Tiendas con un toque ‘hipster’.

Techos que dejan ver las cañerías o paredes de ladrillos viejos sin pintar son algunos de los elementos que se han puesto de moda en el diseño de interiores en los últimos tiempos. Los andamios también pueden contribuir a la tendencia de mostrar los elementos orgánicos de un inmueble con un aire industrial. Así lo ha demostrado el estudio japonés Schemata, que ha creado una tienda en Ginza, la zona de compras de Tokio, en la que estos armazones han sustituido a los tradicionales bastidores y estanterías.

Imagen: Schemata

Imagen: Schemata

Una casa parasitaria.

El arquitecto  Stéphane Malka es el creador de la Bow-House, un peculiar refugio creado a partir de andamios que se fusiona con otra vivienda de ladrillos. Una construcción cuyos componentes se pueden ensamblar de diferentes formas fácilmente y que se adapta a cualquier fachada.

Imagen: Malka Architecture

Imagen: Malka Architecture

 

Los interiores de un local chic.

Una red de tubos metálicos y luces de neón ocupó el año pasado el Palais d’Iena en París para la celebración del Miu Miu Club, un evento dedicado a la moda donde no faltaron las actuaciones musicales o una cena lujo. El metal no solo era la base de paredes, escaleras y pasarelas de esta instalación temporal sino que, sorprendentemente, otorgaba un toque de sofisticación al lugar.  

FOTO: OMA

FOTO: OMA