Información sobre vivienda y economía

Claves para una operación inmobiliaria con home staging: reducir el tiempo al mejor precio posible

Piso decorado por home stagers

Cada vez suena más en el sector inmobiliario la palabra home staging. Literalmente es la puesta en escena de la vivienda para completar la operación de compraventa o alquiler del inmueble afrontando las dos máximas del mercado: cuanto antes y al mejor precio posible.

La asociación home staging España (AHSE) acaba de presentar una encuesta sobre el impacto de esta técnica de marketing inmobiliario basada en el diseño y la decoración para aumentar el poder de atracción de su vivienda. Del informe queda patente que reduce el tiempo desde que se pone la vivienda a la venta o en alquiler hasta que se cierra la operación. “Conseguimos que haya más interesados en el inmueble, lo que facilita la rapidez de la operación”, afirma Constanza Subijana, presidenta de AHSE.

Además, con las mejoras y cambios realizados en la vivienda, el precio de salida puede ser más alto para un inmueble de las mismas caracterísitcas en la zona o, al menos, no se ha tenido que bajar, una técnica utilizada por muchos propietarios para agilizar la venta o alquiler.

“Con el home staging hay que ir más allá de una redecoración de la casa. Es un proceso que mezcla lo racional y lo emocional. Supone transformar la vivienda en un activo inmobiliario para sacar el máximo rendimiento de la operación, ya sea venta o alquiler. Con los cambios hay que darle alma y calidez para que la primera impresión sea impactante y se quede en la mente del comprador”, destaca Subijana.

El 41% de las operaciones realizadas con estas técnicas ha logrado aumentar el precio del inmueble hasta un 20%. Otro 51% ha logrado mantener el precio y no han tenido que aplicar descuentos para conseguir la venta o alquiler de la vivienda, según la encuesta realizada.

Con estas técnicas se busca crear espacios neutros para un público heterogéneo, además de crear ambientes espaciosos, despejados e iluminados, buscando “potenciar las virtudes de la vivienda”, concreta Subijana.

En cuanto al tiempo, un 88% de los alquileres tardó menos de 15 días en encontrar inquilino. Dentro de este porcentaje, el 47% lo hizo en menos de siete días. Por su parte, la venta de viviendas mejoró y hasta un 75% de las casas con home staging tardaron menos de 90 días en venderse. Y de ellas, un 55% lo hizo en menos de 40 días.

“Reducir el tiempo de venta o alquiler implica una rentabilidad financiera, un ahorro para el propietario en el mantenimiento de una vivienda vacía, que puede rondar en algunos casos los 2.000 euros al año”, concreta Subijana, durante la presentación del informe en la escuela madrileña de decoración.

De las 230 operaciones de home staging realizadas en la encuesta, un 71% se realizó sobre pisos. La mayor actuación sobre las viviendas se realizan para vender (40%) o alquilar (30%). Aunque también se utiliza el home staging para el alquiler vacacional (12%) o poner a punto un piso piloto de inmobiliaria (18%).

Un 45% de los clientes que se decantan por esta técnica son particulares, frente a un 27% que son inmobiliarias y un 11% de promotores. En un 54% de los casos, las inmobiliarias y promotoras han vuelto a contratar el home staging para preparar otro inmueble.

Al home staging aún le queda mucho por tener un mayor impacto en las operaciones inmobiliarias pero poco a poco se va conociendo en el sector  para convertirse en una parte indispensable en las compraventas o arrendamientos de viviendas.