Información sobre vivienda y economía

Modelo de contrato de alquiler de un piso compartido

Autor: Redacción

Modelo de contrato de arrendamiento de vivienda compartida y solidaria 

En primer lugar, debes saber que el alquiler de habitaciones se regula por el Código Civil, a diferencia del alquiler de viviendas completas, que lo hace mediante la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU). La principal implicación de este punto es que la duración del contrato del alquiler de una habitación será exactamente la que se pacte en el contrato, no habiendo derecho a prórroga por parte del inquilino como ocurre en el alquiler de una vivienda en su totalidad.

Así se redacta el contrato para compartir piso

El contrato entre arrendador y arrendatario es recomendable que quede reflejado por escrito. Para que no surjan después conflictos, debe estar firmado por ambas partes y recoger diferentes aspectos como:

- Qué habitación exactamente es la que ocupará el inquilino

- El precio y la forma de pago

- La duración del contrato

- Qué servicios se incluyen en el alquiler (derecho a cocina, teléfono, Internet, etc.) y cómo se repartirá el pago de los gastos extra que pueda haber

- Si el arrendatario puede subarrendar o no, a su vez, la habitación.

Pese a estas recomendaciones generales, es conveniente que un profesional revise el contrato antes de firmarlo para resolver cualquier duda y suspicacia que pueda surgir entre las partes, tal y como recuerda Salvador Salcedo, socio del despacho de abogados Ático Jurídico

Microsoft Office document icon Descárgate aquí el modelo de contrato de arrendamiento para un piso compartido