Información sobre vivienda y economía

La falta de apoyos políticos al PSOE dificulta su proyecto para rebajar los alquileres

Autor: Redacción

Hace apenas tres meses el PSOE registró una proposición de Ley en el Congreso para controlar la subida de los precios del alquiler. entre las medidas que propone están ampliar la duración de los contratos de tres a cinco años y aumentar las deducciones fiscales para inquilinos y propietarios. Sin embargo, las restricciones presupuestarias y las posiciones contrapuestas de Podemos y PNV dificultan la aprobación de este proyecto. 

Resumimos los principales puntos de la proposición de Ley presentada ante el Congreso: 

Reforma de la Ley de Arrendamiento Urbanos 

Los contratos de arrendamiento tendrán hasta 5 años de vigencia (más 3 años de prórroga anual). 

La subida de la renta estará sujeta de nuevo a la evolución del IPC

Fianza obligatoria de un mes, y se limitan las fianzas o avales adicionales en función de la renta de alquiler. Por debajo de 750 euros, se limita a un máximo de dos meses. Entre 750 y 1.200 euros, tres meses como máximo. Por encima de 1.200 euros, se tendrá que pactar entre las partes. 

Para que el propietario pueda disponer de la vivienda alquilada para sí o para su familia, deberá hacerlo constar en una cláusula a la firma del contrato. 

El inquilino no tendrá que irse de la vivienda por causas ajenas al cumplimiento de sus obligaciones como, por ejemplo, una ejecución hipotecaria. Si hay un nuevo propietario, el inquilino tiene derecho a permanecer en la vivienda al menos los cinco primeros años del contrato. 

Se elimina la obligatoriedad de registrar el contrato en el Registro de la Propiedad. En los casos en el que el propietario venda la casa alquilada, el inquilino podrá seguir viviendo en ella durante el plazo de vigencia del contrato. 

Desahucios de alquiler e impagos de la renta seguirán los trámites judiciales. Las disputas de menos valor se podrán agilizar en juicios menores para agilizar procedimientos. 

Se diferencia entre el alquiler de temporada y la cesión de la vivienda de corta duración (alquiler turístico). El arrendamiento de temporada será de 15 días o más y sin servicios y se regulará por LAU. La cesión temporal será para arrendamientos inferiores a 15 días con servicios análogos a los hoteleros y quedará fuera de la LAU. 

Incentivos fiscales a propietarios 

Se aumenta la desgravación por compra de vivienda en el IRPF. Si un particular vende una vivienda y compra otra para destinarla al alquiler durante los siguientes 10 años, las ganancias de la venta de la primera casa quedarán excluidas en el IRPF. 

Se creará un sistema público de precios de alquiler de referencia por distritos (o barrios). Los propietarios que quieran beneficiarse de hasta un 60% de reducción en el IRPF del alquiler no podrán arrendar por precios superiores a los referenciados por los ayuntamientos. 

La excepción aumentará un 10% adicional Ss el propietario realiza obras en la vivienda destinadas a la eficiencia energética para mejorar dos categorías o más en el certificado energético. 

La desgravación puede llegar al 100% si además alquila la vivienda a jovenes de entre 18 y 30 años con ingresos bajos. 

Incentivos fiscales a inquilinos 

Se recupera la desgravación estatal del alquiler, para los arrendatarios con una base imponible inferior a 30.000 euros anuales. Podrán deducirse un 10,05% de las cantidades que paguen en concepto de alquiler.

Sin embargo, el Gobierno de Pedro Sánchez se ha encontrado con un escollo difícil de sortear: que es la falta de apoyo político y la restricción presupuestaria. Podemos propone ir más allá en la reforma para reducir el precio de los alquileres y PNV se opone a un endurecimiento de la LAU.

En concreto, Podemos coincide en volver al contrato de cinco años, pero con prórroga obligatoria de otros cinco años si el inquilino lo plantea. Descarta las deducciones fiscales y propone introducir un control regulado de los precios por los Ayuntamientos para que los caseros estén obligados a usar el índice si quieren alquilar sus viviendas. 

En cuanto al presupuesto, Sánchez no puede aplicar ningún beneficio fiscal al menos hasta el año que viene, ya que se comprometió a mantener los Presupuestos de 2018 elaborados por el Gobierno del PP de mariano Rajoy.