Información sobre vivienda y economía

La mejora de la economía hace que las reservas para el Puente de la Constitución se disparen un 22,5%

Autor: Redacción

Con los precios por noche estables y una patente sensación de mejora de la economía, las reservas de apartamentos de vacaciones para el Puente de la Constitución se han disparado en 2015 un 22,5% respecto al mismo periodo del año pasado.

Las viviendas turísticas en las principales ciudades españolas tienen una ocupación media del 70,6% entre los días 4 y 8 de diciembre. Esto supone un crecimiento de 13 puntos porcentuales con respecto al mismo puente del año pasado, según los datos de Rentalia, la web de alquiler vacacional de idealista.

El reparto de la ocupación es muy desigual entre las principales ciudades españolas. Sevilla (95,5% de ocupación), Madrid (94,6%) y Granada (94,1%) están cerca de colgar el cartel de ‘completo’, mientras que el resto de grandes ciudades tienen niveles de ocupación que val de 74,4% de Las Palmas de Gran Canaria al 25,8% de Palma de Mallorca.

El precio medio de alquiler para este puente apenas crece un 0,1% interanual, hasta situarse en 26,6 euros por persona y noche. San Sebastián es la más cara con un precio de 38,4 euros por persona y noche (+5,3% con respecto al año pasado). Le siguen Madrid, con 31,4 euros (-5,5%); Barcelona, con 30,5 euros (-3,8%) y Granada, con 28,7 euros (+7,4%).

Según Almudena Ucha, directora de Rentalia, “en estas fechas son muchos los viajeros que se dejan caer por grandes ciudades para admirar todo lo que envuelve al comienzo de la Navidad: luces, mercadillos, etc. Para ellos las viviendas turísticas son una de las mejores alternativas al poder estar en el centro de las ciudades sin pagar un precio desorbitado”. 

Además, Ucha apunta que “el crecimiento de 13 puntos de la ocupación está en parte motivado porque este año el puente dura un día más, y en otra parte por la demanda creciente de viajeros que se deciden por las viviendas turísticas para sus escapadas por cuestiones de privacidad, comodidad y libertad de horarios”.