Información sobre vivienda y economía

Por qué la banca deberá ser más agresiva en riesgos y precios para poder dar más hipotecas

Autor: Redacción

El sector financiero debe reinventarse en materia hipotecaria si quiere sacar provecho del dinamismo y los cambios que está experimentando el mercado. 

Éste es uno de los mensajes que ha lanzado Juan Villén, responsable de idealista hipotecas, durante inmonext, la jornada de reflexión del mercado inmobiliario que organizan idealista y SIMA, donde ha asegurado que los bancos han cambiado su orden de preferencia en los últimos años y han colocado a las hipotecas entre sus primeras prioridades.

"Hace unos años, un gran banco español me dijo que los préstamos para comprar vivienda no estaban ni entre sus 10 grandes objetivos y que prefería apostar por los depósitos o por los seguros. Sin embargo, las cosas han cambiado mucho", ha recalcado.

Y es que el sector financiero ha vivido unos años muy duros: a los reveses judiciales actuales (por casos como las cláusulas suelo, la cláusula de vencimiento anticipado o los gastos de formalización de hipotecas) se suman los miles de millones de euros que las entidades están dejando de ingresar por la caída de los tipos de interés. 

"La deuda de las familias que está en el balance de los bancos ha bajado en casi 200.000 millones de euros desde los máximos, lo que se traduce en unos 1.800 millones de euros anuales que los bancos dejan de ingresar vía intereses", calcula el responsable de idealista hipotecas. 

A ello se suma que en los últimos cinco años se han cancelado más hipotecas de las nuevas que se han formalizado. Y probablemente, sostiene Villén, los saldos vivos van a seguir cayendo.

Por si fuera poco, el sector se está enfrentando en los últimos meses a un infierno judicial por algunas malas 'praxis': las cláusulas suelo, las cláusulas de vencimiento anticipado, los gastos de formalización de hipotecas... Estos reveses están colapsando los juzgados y están animando a los clientes bancarios a reclamar el dinero que creen haber pagado de forma injusta.

"Hay bancos que están recibiendo 5.000 reclamaciones hipotecarias cada día. Todavía no se sabe qué va a pasar en muchos casos, aunque todo apunta que tendrá un final feliz para los usuarios y uno amargo para el sector, al que le están creciendo los enanos", sostiene el responsable de idealista hipotecas.

Como consecuencia, opina que la banca deberá ajustarse a los nuevos tiempos y tener presentes las nuevas tendencias que están apareciendo en el mercado para poder seguir concediendo hipotecas. Una de ellas es la apuesta de los clientes por las hipotecas fijas, ya que son conscientes de que el euríbor empezará a subir tarde o temprano.

Villén también ha insistido en que en el futuro serán necesarias las subrogaciones hipotecarias, que la regulación y la tecnología están cambiando las reglas del juego y que si quieren captar a los jóvenes a través de las hipotecas deberán prestarles un alto porcentaje del valor de la vivienda.

"Las entidades quieren dar hipotecas a quienes tienen ahorros y una estabilidad laboral, pero de esos clientes no hay tantos. Hay mucha gente que está pidiendo hipotecas, pero que necesita un mayor porcentaje de financiación o nuevas soluciones que no son las estándares. Esto, unido a los cambios que está provocando la tecnología y a la nueva psicología de los usuarios, está haciendo que la banca deba innovar en productos y servicios", explica el responsable de idealista hipotecas.

Villén recalca que el sector no va a tener más remedio que ser más agresivos en riesgos y competitivos en precios. "Son momentos difíciles para la banca, que tiene por delante un reto importante", concluye. 

¿Estás buscando hipoteca? Consulta el comparador de idealista 

En idealista/hipotecas te conseguimos la mejor hipoteca,
desde Euribor + 0,75%. servicio gratuito y sin compromiso