Información sobre vivienda y economía

El Gobierno empeora las previsiones económicas para 2021 y aplaza el adiós a la era del déficit

Autor: Redacción

El Ejecutivo ha dado a conocer sus previsiones para los próximos años y contempla un crecimiento inferior al previsto por el anterior Gobierno. A pesar de que mantiene intactas las cifras para los próximos tres años, cree que en 2021 la economía se comportará peor de lo esperado, lo que ha calificado como un escenario "realista y prudente".

Si el Programa de Estabilidad que mandó el equipo de Mariano Rajoy a Bruselas en abril contemplaba para dicho ejercicio un crecimiento del PIB del 2,3%, el actual Gobierno recorta dicha previsión hasta el 2,1%; esto es, dos décimas.

Otras variables que se ralentizan en la nueva hoja de ruta son las exportaciones y las importaciones, que se incrementarán menos del 4% previsto hasta ahora, aunque las ventas al exterior seguirán superando a las compras, como estaba contemplado hasta ahora. Pero donde hay más diferencias entre el anterior Ejecutivo y el actual es a la hora de vaticinar cómo va a evolucionar el déficit público.

Si hasta ahora se apostaba por la vuelta al superávit público en 2021 para decir adiós a 14 años de déficit, el actual Programa de Estabilidad aplaza su llegada: estima que para entonces arrastraremos un déficit del 0,4% del PIB, correspondiente a la Seguridad Social. 

En esta previsión influye la nueva senda de reducción del déficit que se ha marcado el equipo de Pedro Sánchez. En 2018 el nuevo objetivo es del 2,7%, frente al 2,2% previo, mientras que en 2019 se sitúa en el 1,8%, frente al 1,3% anterior. En 2020 el déficit rondará el 1,1% (el anterior Plan de Estabilidad contemplaba un 0,5% del PIB) para caer al 0,4% en 2021. Por tanto, aplaza la capacidad de financiación de España al menos hasta 2022.

Esta reducción más pausada de lo esperado viene de la mano de la intención del Gobierno de elevar el gasto público. Solo en 2019, ha elevado un 4,4% el techo de gasto, que pasará de 119.834 a 125.064 millones de euros.

Con la aprobación de los nuevos objetivos de estabilidad presupuestaria y del límite de gasto no financiero, se sientan las bases para elaborar los Presupuestos Generales del Estado de 2019, que irán enfocados a "apuntalar el crecimiento económico y potenciar las políticas sociales".