Información sobre vivienda y economía

España aprieta el paso hacia la economía sostenible: así ven el futuro bancos y empresarios

Pixabay
Pixabay

Ya han pasado cuatro años desde que la Organización de Naciones Unidas aprobó la Agenda sobre el Desarrollo Sostenible con el objetivo de avanzar hacia la igualdad de oportunidades, combatir el cambio climático y conseguir que consumidores y empresas viren sus hábitos de consumo y producción hacia un modelo más sostenible.

Son muchos los programas y las medidas que se están planteando para avanzar en la agenda internacional. La propia Comisión Europea publicó la semana pasada una guía específica sobre el papel de las finanzas sostenibles en este nuevo rumbo. ¿Y qué está haciendo España en este sentido? Bancos y empresas son conscientes de que la economía sostenible ha llegado para quedarse, que es una materia que se debe abordar de manera global y que traerá consigo un sinfín de cambios y oportunidades.

Resumimos qué han dicho al respecto banqueros y empresarios durante unas jornadas financieras organizadas por la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) y la Asociación de Periodistas de Información Económica (APIE) celebradas en Santander:

1. Carlos Torres, presidente de BBVA: “Tenemos unos retos globales que necesitan una respuesta global”

El primer espada de BBVA asegura que el reto medioambiental y de avanzar hacia una economía sostenible coincide en el tiempo con una revolución tecnológica basada en la explotación de los datos, e insiste en que “la humanidad nunca ha tenido tanta responsabilidad como ahora”. Torres sostiene que necesitamos un crecimiento inclusivo y que las decisiones y acciones actuales determinarán el futuro tanto en el campo social como en el medioambiental.

2. José María Roldán, presidente de la AEB: “Las finanzas sostenibles no son una moda pasajera. Es un cambio urgente e imparable”

El presidente de la Asociación Española de Banca (AEB) recuerda que es un desafío global y que “ha venido para quedarse”. Y desde BBVA añaden que “tenemos una agenda común y los objetivos de desarrollo sostenible de la ONU nos implican a todos: empresas, clientes, inversores, accionistas, competidores, supervisores y reguladores”.

Por otro lado, la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) habla de la importancia de avanzar hacia finanzas sostenibles con un enfoque integral, “que incluya consideraciones medioambientales, consideraciones sociales y consideraciones de gobernanza”.

3. Javier Hernani, consejero delegado de BME: “España es la séptima potencia mundial en emisión de bonos verdes”

Desde Bolsas y Mercados Españoles (BME) aseguran que Europa tiene el mayor volumen de bonos en circulación orientados al clima, y España es una economía puntera en finanzas sostenibles. A pesar de que somos la decimotercera potencia por volumen de PIB, en términos de emisión de bonos verdes somos la séptima del ranking global. EEUU lidera la clasificación, seguido de Francia, Alemania, Holanda, Bélgica y Suecia. Nos situamos por delante de Canadá, Australia y Japón.

4. Antonio Huertas, presidente de Mapfre: “Las empresas que no creamos en la actuación social no tenemos futuro”

Para el primer espada de una de las aseguradoras más importantes de España, las empresas deben tener acciones reales, compromiso y consistencia para construir un futuro sostenible y alerta de que “el compromiso social tiene que estar en el ADN de la empresa”.

Lo mismo opina José María Roldán (AEB), que asegura que la clave está en “tener una banca solvente, eficiente y que cumpla su función social de financiar los proyectos de familias y empresas”.

5. Jordi Gual, presidente de Caixabank: “Los bancos debemos preocuparnos por la sociedad, además de por nuestros propietarios”

El presidente de la entidad catalana ha insistido en la necesidad de contar con un sector bancario que dedique esfuerzos a cumplir sus objetivos sociales y medioambientales, además de los puramente financieros. En su opinión, no solo deben ser importantes los accionistas, sino también los empleados, los clientes, los proveedores y la sociedad en su conjunto. 

En los mercados, por ejemplo, cada vez hay más interés en las inversiones vinculadas a la sostenibilidad y la responsabilidad. De hecho, desde BME recuerdan que las grandes corporaciones, los inversores institucionales y las gestoras cada vez están más volcadas en las llamadas finanzas sostenibles. Según la compañía, el 90% de las principales gestoras de fondos del mundo han firmado los Principios de Inversión Responsable (PRI) de la ONU.

6. Mikel García-Prieto, director general de Triodos Bank España: “Es la gran oportunidad de la banca para reconciliarnos con la sociedad”

García-Prieto explica que la clave para que la sociedad valore la aportación del sector es “financiar modelos de negocio sostenibles y dejar de apoyar todas aquellas actividades contaminantes que han provocado los problemas que tenemos hoy en día”.

En esa línea, Jordi Gual (Caixabank) sostiene que “la única manera sostenible de mejorar la reputación de los bancos es contar con entidades éticas y socialmente responsables”.

Además, la patronal bancaria afirma que el factor sostenibilidad brinda nuevas formas de acercarse y relacionarse con los clientes, especialmente con los más jóvenes. Roldán recuerda que la generación millennial está muy concienciada con el medioambiente y la lucha con el cambio climático y es el cliente bancario del futuro, por lo que el sector financiero tiene una oportunidad para estrechar lazos con este colectivo. 

7. Carlos Torres, presidente de BBVA: “Los bancos tenemos la capacidad de movilizar el cambio”

Torres se compromete a tener una alternativa verde para todos los productos de la entidad en 2020 (para financiar la compra de vehículos, viviendas...), así como a movilizar 100.000 millones de euros hasta 2025 para ayudar a financiar el cambio.

A nivel europeo, se estima que será necesario movilizar en torno a 180.000 millones de euros anuales en Europa para financiar la transición de una economía con alta emisión de carbono a una de bajas emisiones de aquí a 2030. Y la AEB defiende el papel de la banca: “somos los que tenemos la capacidad de movilizar y canalizar los recursos y las actividades sostenibles incentivando a las empresas y a los agentes económicos para que tomen sus decisiones de inversión y producción con criterios de sostenibilidad social y medioambiental”.

8. José María Roldán: “La transición debe ser ordenada y coordinada para garantizar la estabilidad financiera”

El presidente de la AEB cree que los cambios que permitan crear una economía sostenible deben producirse en base a una estrategia y un calendario, con el fin de evitar tensiones en la banca y los mercados.

En esa misma línea, Luis de Gundos, vicepresidente del BCE, opina que es necesario que la transición sea pausada para limitar los riesgos a la banca. Además, cree que el cambio climático también puede tener un impacto en la banca por la creciente aparición de desastres naturales, lo que afecta con especial intensidad a las aseguradoras. De hecho, el exministro de Economía se muestra partidario de incluir los riesgos medioambiental, de sostenibilidad y cambio climático en los próximos test de estrés de la banca europea.